Washington. La Reserva Federal de Estados Unidos elevó las tasas de interés este miércoles, como se esperaba, pero pronosticó menos alzas de los tipos el próximo año y señaló que su ciclo de endurecimiento monetario estaba llegando a su fin en momentos de volatilidad en los mercados financieros y desaceleración de la economía mundial.

El banco central dijo que la economía de Estados Unidos está creciendo a una tasa sólida y el mercado laboral siguió mejorando, además señaló que podrían ser necesarias algunas alzas más de las tasas, un cambio sutil en su comunicado que sugiere que se está preparando para acabar con el aumento del costo del crédito.

Los riesgos para la economía están "casi equilibrados", dijo el comité de política monetaria de la Fed tras dos días de reunión, pero añadió que "seguirá monitorizando las condiciones económicas y financieras globales y valorando sus implicaciones para el panorama económico".

El alza de tasas, la cuarta de 2018, elevó el rango objetivo para la tasa de referencia de préstamos a un día de la Reserva Federal un cuarto de punto porcentual a un rango de entre un 2,25% y un 2,50%. Los inversores habían anticipado ampliamente el movimiento.

Los riesgos para la economía están "casi equilibrados", dijo el comité de la Fed, pero añadió que "seguirá monitorizando las condiciones económicas y financieras globales".

El presidente de la Fed, Jerome Powell, ofrecerá una rueda de prensa a las 1930 GMT.

Los miembros de la Fed pronosticaron dos alzas de tasas más el próximo año y una más el siguiente.

La decisión fue tomada en el contexto de consistentes ataques del presidente de Estados Unidos, Donald Trump, quien ha asegurado que con las alzas, la Fed socava sus esfuerzos por impulsar a la economía.

El más reciente ocurrió este martes, cuando Trump sugirió a los miembros del Comité que no cometieran un nuevo error.