Río de Janeiro. El mercado financiero de Brasil rebajó este lunes la proyección de crecimiento económico e inflación en el país sudamericano para el presente año, que situó en el 1,3% y el 3,71%, respectivamente, divulgó el Banco Central (BC).

Según el Boletín Focus, que cada lunes divulga el ente emisor tras entrevistar a un centenar de expertos financieros, la economía de Brasil, la mayor de América Latina, crecerá un 1,3% en 2018, ligeramente por abajo del 1,32% proyectado el lunes pasado.

De confirmarse el crecimiento previsto, será el mejor resultado económico de los últimos 5 años, después de que el Producto Interno Bruto (PIB) brasileño creció únicamente un 0,1% en 2014, para caer en 2015 y 2016.

En 2017, la economía brasileña se recuperó de la recesión tenida en los dos años previos, para registrar un ligero crecimiento del 1%.

Para 2019, la expectativa del mercado financiero es que la economía brasileña crezca un 2,53%.

En cuanto a la tasa básica de interés de referencia Selic, actualmente en el 6,5% anual, el menor nivel histórico, se estima que finalice el año sin cambios y que la tasa aumente al 7,5% en 2019, según el reporte.

Respecto a la inflación, el mercado financiero redujo su estimación del 3,89% al 3,71% para el cierre del año, la séptima baja proyectada de manera consecutiva.

De confirmarse la estimación, la inflación este año estaría dentro de la meta del gobierno, que es del 4,5%, con un margen de tolerancia de 1,5 puntos.    

El año pasado, Brasil registró una inflación del 2,95%, la menor desde 1998.

Fue la primera vez que la tasa quedó por debajo de la meta del gobierno y de su margen de tolerancia, que era del 3%.

Por lo que toca al próximo año, el mercado financiero estimó una inflación del 4,07%, dentro de la meta del 4,25%, con un margen de error de 1,5 puntos hacia arriba y abajo.

En cuanto a la tasa básica de interés de referencia Selic, actualmente en el 6,5% anual, el menor nivel histórico, se estima que finalice el año sin cambios y que la tasa aumente al 7,5% en 2019, según el reporte.

A su vez, la proyección para la balanza comercial (exportaciones menos importaciones) se mantuvo estable para este año en US$58.000 millones de saldo positivo, mientras que para 2019 aumentó a US$53.400 millones.

La estimación para el mercado de cambios a su vez subió de 3,75 a 3,78 reales por dólar en 2018 y se mantuvo estable en 3,8 unidades por divisa estadounidense en 2019.