Santiago. Las monedas y bolsas de valores de América Latina se desplomaban este lunes debido a un aumento en la aversión al riesgo producto del avance del coronavirus y pese a un sorpresivo recorte en las tasas de interés estadounidenses en un intento por estabilizar a la economía global en medio del pánico en los mercados.

Las bolsas mundiales se desplomaban este lunes, al tiempo que el dólar se tambaleaba, producto del impacto económico tras el rápido avance del coronavirus que llevó al cierre de fronteras en varios países.

En la víspera, la Reserva Federal recortó sus tasas de interés a un nivel cercano a cero, reinició operaciones de compra de bonos y lanzó otras medidas de su arsenal de post crisis, junto con otros grandes bancos centrales, para establecer un punto de apoyo para la economía global, afectada por una epidemia de coronavirus de propagación acelerada.

La Fed bajó sus tasas a un rango objetivo de 0% a 0,25% y dijo que ampliaría su hoja de balance en al menos US$700.000 millones en las próximas semanas.

El peso mexicano cotizaba con una baja de un 3,52%, a 22,6900 unidades por dólar, tras superar las 23 unidades más temprano y marcar un mínimo histórico.

Los precios del cobre se desplomaban el lunes hasta su menor nivel desde noviembre del 2016, ya que a los inversores temían que las cuarentenas ordenadas en Europa y Estados Unidos para frenar el avance del coronavirus erosionen aún más la demanda de metales industriales.

El índice referencial S&P/BMV IPC de la bolsa mexicana marcaba la excepción y escalaba un 3,95%, a 38.085,05 puntos.

El real brasileño se depreciaba un 3,48%, a 4,9798 unidades por dólar y el índice de acciones Bovespa retrocedía un 12,42%, en el reinicio de las operaciones que habían sido suspendidas cuando el indicador perdía poco más de un 10%.

En Argentina, el peso inició la jornada con una baja de un 0,22%, a 63,04 unidades por dólar, al tiempo que el índice Merval de la bolsa de Buenos Aires perdió un 10,4% tras la apertura, siguiendo el comportamiento de los mercados externos y operaba a 25.517,65 unidades, a las 11.08 hora local (1408 GMT), luego de mejorar un leve 0,34% el viernes.

El peso chileno se depreciaba un 1,8%, a 853,30/853,60 unidades por dólar. En tanto, el principal índice de la Bolsa de Comercio de Santiago, el IPSA, perdía un 10,6%, a 3.364,18 puntos.

Los precios del cobre se desplomaban el lunes hasta su menor nivel desde noviembre del 2016, ya que a los inversores temían que las cuarentenas ordenadas en Europa y Estados Unidos para frenar el avance del coronavirus erosionen aún más la demanda de metales industriales.

"El pánico ya está instalado en los mercados mundiales lo que está llevando a los inversores a buscar refugio en instrumentos menos riesgosos. A nivel local, hay una alta demanda de dólares que está presionando al peso, afectado, además, por una fuerte baja en el precio del cobre", dijo un operador.

En Colombia, el peso suavizaba su caída a un 0,97%, mientras que la bolsa de valores suspendió sus operaciones transitoriamente después de que el índice COLCAP cayera un 10%.

El sol peruano mostraba una caída de un 0,88%, a 3,553/3,554 unidades por dólar y el referente de la bolsa perdía un 4,39%.