Santiago. Las monedas de América Latina parecían tomar un respiro este viernes y repuntaban luego de que varias de ellas tocaran mínimos históricos en días previos, ayudadas por una mejoría de los mercados mundiales y un retroceso global de la divisa estadounidense.

El dólar se depreciaba este viernes, tras un avance que le situó en camino de apuntarse su mayor ganancia semanal desde la crisis financiera de 2008, en medio de una búsqueda de financiación a nivel global que provocó el desplome de otras monedas.

Divisas desde el dólar australiano AUD=D3 a la libra esterlina GBP=D3 tocaron mínimos de varios años esta semana, después de que rebajas coordinadas de tasas de interés por parte de los bancos centrales e inyecciones de miles de millones de dólares no lograron calmar a los mercados en pánico.

Las bolsas de valores de la región también mostraban ganancias en esta jornada, alentadas por un repunte de las acciones a nivel global después de una oleada de estímulos fiscales y monetarios que atrajeron a los inversores a tomar posiciones en los mercados de valores.

Los mercados bursátiles repuntaban el viernes luego de sus fuertes pérdidas recientes, alejándose de mínimos de tres años luego de que bancos centrales y gobiernos prometieron enormes cantidades de efectivo para reducir el impacto de la epidemia del coronavirus.

El peso mexicano que ha cerrado con retrocesos en las pasadas 13 jornadas, cotizaba en 23,8020 por dólar, con un avance del 0,92%. El jueves llegó a hundirse hasta las 24,6265 unidades, su mínimo nivel histórico.

El índice referencial S&P/BMV IPC de la bolsa mexicana inició la jornada con una baja de un 1,32%, a 34.579,82 puntos y se perfilaba a su peor semana desde octubre de 2008.

El real brasileño se apreciaba un 2% y el índice de acciones Bovespa escalaba un 4,26%.

En Argentina, el peso se depreció en la apertura un 0,36&, a 63,77 unidades por dólar en un mercado limitado debido a la cuarenta impuesta en el país por la pandemia de coronavirus, al tiempo que el índice Merval de la bolsa de Buenos Aires trepaba un 11% impulsado por compras de oportunidad en un mercado reducido.

El peso chileno se apreciaba un 1,47%, a 849,70/850,00 unidades por dólar. En tanto, el principal índice de la Bolsa de Comercio de Santiago, el IPSA, escalaba un 5,06%, a 3.237,97 puntos.

El peso colombiano se recuperaba un 0,54% a 4.076 unidades por dólar, al tiempo que el índice COLCAP de la bolsa repuntaba 2,12% a 918 puntos.

La moneda peruana avanzaba un 0,84%, por segunda jornada consecutiva a 3,516/3,525 unidades, en línea con las divisas de la región y un rebote en el precio del cobre.

En la víspera el Banco Central de Perú anunció una reducción extraordinaria de la tasa de interés clave a su menor nivel en una década para mitigar los efectos del coronavirus en la economía de país. 

El referente de la bolsa bajaba un marginal 0,02% en las primeras operaciones.