Buenos Aires. Una misión técnica del Fondo Monetario internacional (FMI) arribará a Argentina el próximo lunes con el propósito de continuar los diálogos con las autoridades del país sudamericano en el marco de un eventual nuevo acuerdo para garantizar la sostenibilidad de la deuda.

La información confirmada por la agencia estatal de noticias Télam indicó que la comitiva estará integrada por el jefe de la misión del FMI para Argentina, Luis Cubeddu y la directora adjunta del Departamento del Hemisferio Occidental del organismo, Julie Kozack.

Las discusiones técnicas tendrán foco en el programa económico del Gobierno del presidente Alberto Fernández así como en su estrategia para resolver el tema de la deuda soberana, reseñó Télam.

La misión permanecerá en la ciudad de Buenos Aires hasta fines de la semana próxima, siendo la segunda vez que visita Argentina desde el cambio de Gobierno el pasado 10 de diciembre.

El 12 de febrero, la comitiva realizó su primera visita concluyendo, al término de una semana de reuniones con funcionarios argentinos, que la deuda del país es "insostenible".

Seguidamente, tras una reunión que sostuvo el ministro de Economía, Martín Guzmán, con la directora Gerente del FMI, Kristalina Georgieva, en Riad, Arabia Saudita, ambas partes comunicaron que evaluaban crear un nuevo acuerdo con base en la posibilidad de iniciar las Consultas del Artículo IV del organismo.

"El Artículo IV comprende un monitoreo pormenorizado del FMI sobre la situación fiscal, monetaria y externa de cada uno de los países miembros del organismo multilateral, un tipo de revisión que la Argentina no aceptó entre los años 2004 y 2015", reseñó Télam.

Sin embargo, el vocero del FMI, Gerry Rice, dijo hoy que "aún no hay fechas concretas para iniciar negociaciones, ni para una eventual consulta por el Artículo IV con la Argentina".

"El gobierno argentino no ha pedido negociaciones formales, y, por ahora, son sólo conversaciones respecto de un nuevo programa con el FMI". enfatizó Rice.

Argentina y el FMI firmaron a mediados del 2018 un Acuerdo Stand By de acceso elevado por un monto de aproximadamente US$56.700 millones, de los cuales el organismo ha desembolsado más de US$44.100 millones.

El Gobierno argentino ha dicho que no solicitará el tramo faltante por US$12.400 millones y anticipó que buscará un nuevo acuerdo para comenzar a pagar recién "cuando la economía nacional vuelva a crecer".