Bogotá. Los fondos de capital privado que operan en Colombia disponen de unos US$ 4.500 millones para invertir en proyectos, aunque el foco de oportunidad sufrió un giro por la pandemia de COVID-19, que provocó un cambio en la percepción de riesgo, dijo este miércoles la presidente del gremio.

Así, los activos que en el pasado eran considerados muy seguros, como la inversión en fondos inmobiliarios para alquiler de oficinas en exclusivos sectores como el distrito financiero del país y locales comerciales, han sufrido el embate de la pandemia y muchos lugares ahora están desocupados.

En contraste, los inversores ahora están dispuestos a invertir más recursos en startup y compañías de tecnología, en medio de los confinamientos de las personas en sus hogares.

"Dentro del capital privado esta pandemia nos hizo repensar eso y ver que las percepciones tenían que replantearse", dijo a Reuters Paula Delgadillo, directora ejecutiva de la Asociación Colombiana de Fondos de Capital Privado (Colcapital).

"El capital emprendedor lo percibíamos como la estrategia más volátil y más riesgosa dentro del capital privado, y lo que termina pasando es que vemos unas start up con una capacidad de adaptar sus modelos de negocio muy rápido que les permitió sacar en su gran mayoría provecho de la situación", explicó.

Además de los emprendimientos tecnológicos, Delgadillo destacó oportunidades en proyectos de infraestructura y en construcción de vivienda de interés social e inmobiliaria para manejo de logística, que serán claves para la recuperación de las economías de la región, incluyendo Colombia.

"Sectores más golpeados como el consumo, el retail, el tema comercial está muy golpeado y con unos cambios en los hábitos de consumo que al final hacen repensar esas estrategias", agregó.

Unos 165 fondos de capital privado tienen inversiones en Colombia, con recursos por alrededor de US$ 18.000 millones.

"En general para las economías de la Alianza Pacífico se viene una época donde deberíamos esperar una recuperación económica y ahí tenemos potencial de generación de valor muy importante, que además tiene una capacidad importante de generar empleo y de fortalecer el tejido empresarial de estos países para poder salir delante de esta crisis", concluyó Delgadillo.