Londres. El mercado petrolero caerá en un déficit moderado a partir del segundo trimestre de este año, y la OPEP tendrá un fuerte colchón de suministro para evitar cualquier aumento de precios en caso de posibles alteraciones en el suministro, dijo este viernes la Agencia Internacional de Energía.

La AIE, que coordina las políticas energéticas de los países industrializados, mantuvo sin cambios su pronóstico de crecimiento de la demanda de petróleo en 2019 en 1,4%, o 1,4 millones de barriles por día.

El sólido crecimiento de la producción de petróleo de exportadores no OPEP, liderado por Estados Unidos, debería garantizar que se cubra la demanda, dijo la AIE.

La agencia señaló que el mercado podría mostrar un modesto superávit en el primer trimestre de 2019 antes de caer en un déficit en el segundo trimestre en torno a los 0,5 millones de bpd.

"Al mismo tiempo, los recortes en la producción (impulsados por la OPEP) han aumentado el colchón de capacidad disponible. Eso es especialmente importante ahora porque la confianza económica está disminuyendo y la economía global podría estar entrando en un período vulnerable", agregó la AIE.

La agencia dijo que estaba especialmente preocupada por una posible disminución adicional de la producción en Venezuela, donde el bombeo se ha estancado en 1,2 millones de bpd en los últimos meses.