Buenos Aires. La firma argentina MSU Energy dijo este lunes que colocó un bono por US$250 millones con vencimiento 2023 para financiar la ampliación y conversión a ciclo combinado de sus tres centrales térmicas y cancelar deuda de corto plazo.

Para la emisión de los títulos de deuda, que fueron adquiridos por fondos internacionales y que contó con JP Morgan Chase como banco organizador, se acordó una tasa de interés de Libor 3 meses más un 11,25%.

"Esta transacción nos va a permitir una expansión estratégica, al duplicar nuestra generación de EBITDA en el año 2020", dijo Hernán Walker, Gerente Corporativo de Finanzas de la empresa.

La emisión está garantizada por activos relacionados a la expansión y una prenda sobre las acciones de la emisora, dijo la empresa en un comunicado.

MSU Energy cuenta en el país con tres plantas térmicas de ciclo abierto que pueden totalizar una potencia nominal de 450 megavatios (MW).

Completado el cierre de ciclo combinado la empresa contará con una capacidad instalada de 750 MW.