Buenos Aires. El presidente de YPF, Miguel Angel Gutiérrez, anticipó que la compañía prevé aumentar en un 33% durante 2020 la inversión para la búsqueda de petróleo no convencional (shale oil) en la formación neuquina de Vaca Muerta.

"La inversión es creciente: este año son US$2.050 millones en todo concepto, pero en petróleo estamos en alrededor de US$1.000 a US$1.200 millones y el año que viene en petróleo vamos a estar en US$1.500 a US$1.600 millones", anticipó Gutiérrez en declaraciones publicadas por el diario "Río Negro".

La compañía controlada por el Estado proyecta para el año próximo que dos áreas orientadas a la producción de crudo pasen a la fase de desarrollo masivo, San Roque y Bajada de Añelo.

Mientras que en 2021 serán tres los bloques en las mismas condiciones: Bajo del Toro, Loma La Lata Oeste y Chihuido de la Sierra Negra.

"En Vaca Muerta, en la medida en que sigamos ganando competitividad, teniendo innovación y tengamos la oportunidad de exportar, estamos frente a un cambio trascendental de lo que es nuestro sector y tenemos que arrancar rápido la inversión", dijo Gutiérrez.

El desarrollo de Vaca Muerta es señalado tanto por el Gobierno como los empresarios y otros sectores de la sociedad como un punto de consenso.