Brasilia. El banco brasileño de desarrollo BNDES está buscando acelerar la venta de casi 100.000 millones de reales (US$26.600 millones) en activos listados, dijo el nuevo presidente ejecutivo Gustavo Montezano.

Montezano añadió que el banco está trabajando para pagar 126.000 millones de reales (US$33.447 millones) en deuda con el gobierno de Brasil hacia fines de este año. 

Montezano reemplaza a Joaquim Levy, quien renunció en junio en medio de tensiones públicas con el presidente Jair Bolsonaro.

BNDESPar, el holding del banco, tiene inversiones en acciones, bonos nacionales, fondos de capital privado y sociedades en pequeñas empresas, por un valor de alrededor de 100.000 millones de reales.

Montezano se negó a dar detalles sobre lo que BNDES planea vender este año o un plazo para las desinversiones. "No he discutido activos específicos", dijo.

Sus participaciones más importantes están en la petrolera estatal Petrobras, con un valor aproximado de 53.000 millones de reales (US$14.069 millones), y la minera Vale, valorada en 16.500 millones de reales (US$4.380 millones).

Su cartera también incluye acciones en la compañía eléctrica Centrais Eletricas Brasileiras, la empacadora de carne JBS y el fabricante de pulpa Suzano.

Montezano se negó a dar detalles sobre lo que BNDES planea vender este año o un plazo para las desinversiones. "No he discutido activos específicos", dijo, cuando se le preguntó si el banco planeaba vender acciones de Vale.

Pero agregó que las acciones brasileñas han alcanzado máximos históricos y, en la actualidad, la bolsa de valores brasileña puede "absorber ofertas de acciones más grandes de lo habitual".

Montezano también dijo: "Podemos utilizar la posición de capital del banco, que es suficiente para pagar la tesorería". BNDES tiene un índice de capital del 30%, muy superior al 11% requerido en Brasil.