Brasil.- Este domingo la multinacional de los hipermercados, la fancesa Carrefour, dijo que adquirió 30 tiendas "cash and carry" de la marca Makro en Brasil, por unos US$455 millones.

En el comunicado, publicado por la agencia de noticias AFP, añade que las tiendas "cash and carry" se presentan a menudo como una especie de almacenes que permiten a los clientes comprar al por mayor y por tanto a precios más bajos, y en libre servicio.

"La transacción comprende 30 tiendas (así como los locales en propiedad de 22 y 8 en alquiler) y 14 gasolineras, situadas en 17 estados de Brasil, por el precio de 1.950 millones de reales, unos (US$455 millones), que se pagará en efectivo, precisa el comunicado del grupo.

El grupo francés prevé, en los doce meses siguientes a la conclusión de la operación, convertir estos centros en comercios de su marca brasileña de "cash and carry" Atacadao, adquirida en 2007 y que registra buenos resultados.

"Las nuevas tiendas se suman a la red existente de 187 comercios de Atacadao", con los que ofrecen "una fuerte complementariedad geográfica", agrega el comunicado.

Esta adquisición permitirá en particular a Atacadao reforzar su posición "en el Estado densamente poblado de Río de Janeiro (7 centros) y en la región del noreste (8 tiendas)", precisa.

"Esta operación es la más importante que realiza el grupo Carrerfour en Brasil después de la adquisición de Atacadao en 2007. Subraya nuestra voluntad de expansión en nuestros formatos de crecimiento, en línea con el plan de transformación Carrefour 2022. Con esta operación, reforzamos nuestra presencia en el mercado brasileño, segundo del grupo después de Francia", declaró Alexandre Bompard, el consejero delegado de Carrefour, citado en el comunicado.

"Combinados a nuestro crecimiento orgánico, con 20 nuevos centros de Atacadao abiertos en 2019, esta adquisición corresponde a un año y medio de expansión y marca una avanzada mayor para el Grupo Carrefour Brasil", señaló por su parte en el documento Noël Prioux, director general del Grupo Carrefour Brasil, la filial del grupo francés en el gigante sudamericano.

Formato rentable. "Las condiciones económicas en las que haremos la operación son muy atractivas", dijo a la AFP Matthieu Malige, director financiero de Carrefour.

Esto "nos permite contemplar un crecimiento del volumen de negocio de estos 30 almacenes del 60% ya que el modelo comercial de Atacadao —que registró un crecimiento de cerca del 12% en 2019— "es mucho más eficaz que el modelo comercial de Makro", agregó Malige.

Esta compra es "muy coherente desde el punto de vista estratégico con lo que ya hemos hecho desde un punto de vista orgánico: invertimos en un país que crece y un formato rentable", sostuvo el director financiero del grupo.

"En el marco de nuestro plan estratégico 2022, hemos decidido que el 'cash and carry' es un formato de crecimiento y decidimos doblar la velocidad de expansión orgánica de Atacadao para pasar de 10 a 20 almacenes por año, lo que hicimos en 2018 y 2019", precisó.

A los 20 almacenes se suman los 30 que acaba de anunciar la empresa este domingo.

En toda América Latina, el grupo, que también está muy implantado en Argentina, contaba con 182 almacenes de tipo 'cash and carry' a finales de junio de 2019.

"Esta operación es la más importante del plan Carrefour 2022, lanzado en enero de 2018", subrayó el director financiero de la multinacional francesa.

Además de Atacadao, las actividades del Grupo Carrefour en Brasil, entidad brasileña del grupo que está cotizado en la Bolsa de Sao Paulo, comprenden los hipermercados, supermercados y tiendas de proximidad de Carrefour en Brasil, así como los servicios financieros y servicios complementarios en este país.