Sao Paulo. GPA (Grupo Pan de Azucar) apunta a vender más de 3.000 millones de reales (US$687 millones) en activos no básicos en los próximos meses, dijo este jueves el vicepresidente de finanzas del minorista, luego de que los resultados trimestrales por debajo de las expectativas hiciera caer las acciones.

"Estamos buscando y tenemos muchas oportunidades para monetizar activos, algunos a corto plazo, otros a mediano plazo", dijo Christophe José Hidalgo en una conferencia telefónica con analistas e inversores para comentar el balance del cuarto trimestre.

Hidalgo citó activos inmobiliarios, estaciones de servicio e incluso operaciones en Argentina o Uruguay como posibles objetivos.

Los comentarios aparecen en el momento de la consolidación en el comercio minorista de alimentos en Brasil, con una mayor competencia con cadenas regionales y competidores más grandes, como Carrefour Brasil.

GPA también quiere acelerar su propia división de efectivo y transporte en 2020, con 20 nuevas tiendas y 10 conversiones de Hipermercados Extra Assaí, según el presidente de esta red de mercados, Belmiro Gomes.

El domingo pasado, Carrefour Brasil anunció un acuerdo para comprar 30 tiendas y 14 estaciones de servicio al minorista Makro, propiedad de la compañía holandesa SHV Holdings, por 1.950 millones de reales (US$446 millones).

GPA también quiere acelerar su propia división de efectivo y transporte en 2020, con 20 nuevas tiendas y 10 conversiones de Hipermercados Extra Assaí, según el presidente de esta red de mercados, Belmiro Gomes.

El plan requerirá una inversión de 1.000 millones de reales (US$229 millones), dijo Gomes, y agregó que ve el margen relativamente estable, ya que las medidas de control de costos compensan un mayor gasto de capital.

En su división multivarejo que incluye las marcas Pan de Azucar, Extra Assaí y Compre Bem en múltiples formatos, GPA continuará convirtiendo y renovando supermercados, mientras reanuda la expansión orgánica de las tiendas locales, dijo Jorge Faiçal, quien lidera la división.

Las acciones de GPA cayeron un 7,6% a las 14:14, un punto culminante negativo para Ibovespa, que cayó un 1,54%.

La noche anterior, GPA informó una caída del 71% en el ingreso neto para el cuarto trimestre en comparación con la misma etapa en 2018 y por debajo de las previsiones del mercado, después de completar una costosa reorganización.

En un informe, BTG Pactual señaló que los resultados decepcionantes en la unidad multi-minorista de GPA "una vez más" eclipsaron los números positivos de Assaí, citando menos factores desencadenantes a corto plazo en el frente operativo para elevar la recomendación de acciones de la compañía.

En noviembre, GPA completó la compra del 96,57% de Almacenes Éxito en Colombia, como parte de un esfuerzo más amplio del controlador del Casino para simplificar su estructura accionarial en América Latina.