El presidente ejecutivo de Sears Holdings Corp, Eddie Lampert, hizo una oferta de compra de US$4.400 millones a la red minorista estadounidense, que actualmente enfrenta un proceso de quiebra, en lo que debe ser la única oportunidad de la empresa para evitar cerrar las puertas y despedir decenas de miles de trabajadores, dijo un portavoz del fondo de inversiones del multimillonario.

La propuesta de Lampert está compuesta, en parte, por US$1.300 millones en financiamientos de tres diferentes instituciones financieras, dijo el portavoz del fondo de inversiones ESL.

Con la oferta, se preservar cerca de 425 tiendas que Sears aún no ha cerrado y se asegurarían los empleos de hasta 50.000 trabajadores, de los 68.000 empleados por la red minorista. Una filial de ESL, Transform Holdco LLC, presentó la propuesta, dijo el portavoz.

Las fuentes familiarizadas con el asunto dijeron que la financiación procede de bancos que ya son acreedores de Sears, como Bank of America y Citigroup, y también el Royal Bank of Canada, que anteriormente no era un acreedor. Juntos, acordaron suministrar US$950 millones sobre la base de préstamos y una línea de crédito rotativo de US$350 millones.

Además, otra parte de la oferta de Lampert depende de US$1.800 millones en deudas de Sears que ESL ya detiene y planea perdonar para apoyar la oferta, dijeron las fuentes. La oferta también incluye cerca de US$400 millones en financiamientos de acreedores no bancarios, dijeron las fuentes.

La oferta contempla la adopción de acuerdos de protección que Sears vendió anteriormente para tranquilizar a los clientes que compraron electrodomésticos, televisores, tractores y otros artículos caros, dijo el portavoz de ESL.