A través de un comunicado, el Ministerio de Agricultura informó que dos variedades de arroz para el suelo del Tolima han sido mejoradas genéticamente de la mano de expertos japoneses a través del proyecto Satreps.

Entre los resultados destacan el desarrollo de tres líneas élite de arroz mejorado con alta eficiencia de agua y de nitrógeno, técnicas de cultivo eficientes en uso de recursos, una estrategia de fertilización a escala de finca y un sistema de producción de arroz eficiente en el uso de agua a escala de cuenca de riego.

"Con estos aportes, esperamos un impacto en la eficiencia y calidad en el cultivo del arroz en beneficio de nuestros productores y el mercado de arroz", indicó Marcela Urueña Gómez, viceministra de Asuntos Agropecuarios.

El proyecto Satreps, que finalizará este año, busca “desarrollar técnicas de producción de arroz eficientes con el uso de recursos e implementar métodos adecuados de cultivo con el medio ambiente colombiano”, señaló el comunicado.

Se trata de un programa financiado por el Gobierno de Japón con recursos por US$5 millones y el cual se desarrolla en asocio con Fedearroz, el Centro Internacional de Agricultura Tropical (CIAT) y el Fondo Latinoamericano de Reservas (FLAR).

La viceministra agregó que con este tipo de desarrollos esperan aumentar la productividad y rentabilidad del sector arrocero.