Ecopetrol informó que la Refinería de Barrancabermeja, que este jueves celebra 99 años de existencia, planea inversiones por US$ 777 millones (alrededor de $2,7 billones) con miras al 2023. Los recursos se destinarán a la actualización y reposición tecnológica “para continuar asegurando su sostenibilidad operacional y ambiental”, según la petrolera.

El plan, agregó, tiene énfasis en la protección del agua, la reducción de emisiones y mejoras en la calidad de los combustibles.

“Estas nuevas inversiones se suman a los US$721 millones que Ecopetrol ha destinado en los últimos seis años para que la mayor refinería del país se mantenga actualizada tecnológicamente y continúe siendo un activo estratégico para producir los combustibles requeridos para movilizar a los colombianos”.

Ecopetrol recordó que la refinería inició operaciones el 18 de febrero de 1922 “con un alambique sencillo que usaba la leña como fuente de calor para destilar crudo y una producción de 1.500 barriles por día”.

Actualmente, la Refinería de Barrancabermeja procesa en promedio 225.000 barriles por día de crudo y está integrada por 54 unidades de refinación, 32 de servicios industriales, un centro de optimización desde donde se comandan sus operaciones de manera remota y más de 315 tanques de almacenamiento.

Una de las inversiones que se harán de ahora a 2023 es la actualización tecnológica de la Planta de Tratamiento de Aguas Residuales (PTAR), que, según Ecopetrol, ya registra un avance del 74 % en su ejecución.

Asimismo, se “contempla la renovación de colectores para mejorar la confiabilidad del sistema de segregación de aguas y el proyecto de control de emisiones SOx de las plantas de azufre, actualmente en desarrollo de ingeniería básica”.

Según la refinería, en en el último mes, clave en la reactivación económica, la planta industrial generó a través de sus contratos comerciales 2.187 puestos de trabajo con dedicación exclusiva, de los cuales el 93 % fueron mano de obra local.

“Para darle continuidad a sus operaciones en medio de la pandemia de la Covid-19, la refinería tiene instalado un riguroso protocolo de bioseguridad que incluye pruebas de diagnóstico PCR mensuales a sus trabajadores, uso de sistemas de filtración de alta eficiencia antivirus SARs-Cov-2 en todas sus edificaciones", destacó la firma estatal.

Además, dentro de los protocolos, explicó Ecopetrol, "se incluye la constante limpieza y desinfección de las instalaciones, que se complementan con otras medidas básicas como el uso de tapabocas y el distanciamiento físico”.