Quito.- Ecuador dijo este domingo que sus mayores minas de oro y cobre redujeron su operación al mínimo y bajarán el número de trabajadores, en momentos en que el país andino registra un rápido crecimiento de contagios por el coronavirus y el número de muertos se duplicó en un día.

La mina de oro Fruta del Norte, operada por la canadiense Lundin Gold, y la de cobre Mirador, en manos del consorcio chino CRCC-Tongguan, comenzaron a fines del año anterior las exportaciones de concentrado de sus minerales, con lo que el Ecuador proyectaba ingresos importantes para su débil economía.

"Lo que están haciendo es operar al mínimo esencial, lo que significa que no se paran equipos y todo lo que demande mucho cuidado en la operación", dijo el viceministro de Minas, Fernando Benalcázar, en una entrevista vía telefónica con Reuters.

El funcionario dijo que en la mina Fruta del Norte se comenzará desde el lunes con una reducción planificada de trabajadores para pasar de los actuales 1.080 al "crítico esencial" de entre 400 o 500 personas trabajando.

"Mirador está en una situación similar. Están con 800 personas de las 2.400 que normalmente están", explicó, al señalar que se estudian posibles casos de contagio en trabajadores de empresas contratistas en ambas minas.

El gobierno informó este domingo que se registraron 257 casos nuevos de contagio elevando la cifra total a 789 personas y se duplicó en un día el número de muertos por el virus a 14.

Ecuador ha adoptado severas medidas para evitar la propagación del virus como un toque de queda nocturno, restricción en la circulación interna, suspensión de vuelos internacionales y el cierre parcial de su frontera terrestre.

La empresa Lundin Gold en un comunicado dijo que en coordinación con las autoridades ecuatorianas adoptó medidas dentro de la mina como la suspensión del transporte de vehículos pesados con material de abastecimiento y que entró en un periodo de cuidado y mantenimiento de sus instalaciones.

"El periodo de cuidado y mantenimiento de FDN continuará hasta que el Gobierno de Ecuador permita que los servicios de transporte se reanude", explicó en el comunicado publicado en su cuenta de Twitter.

Mientras que Ecuacorriente, subsidiaria del consorcio chino que opera Mirador, informó en un comunicado la suspensión temporal de transporte de concentrado de cobre desde la mina hacia los puertos y medidas de prevención para los trabajadores.

Los otros proyectos en fase de exploración avanzada trabajan con normalidad en su parte operativa, pero los que tenían "planes de exploración para estos días no han ejecutado", concluyó el viceministro.

En Ecuador están los proyectos Cascabel, concesionado a la australiana Solgold, uno de los más importantes del mundo, según las autoridades, y el proyecto Llurimagua, que será operado por las mineras estatales ecuatoriana Enami y la chilena Codelco.