Buenos Aires. La firma de servicios financieros Ualá duplicará su planta en Argentina con una inversión de US$ 64 millones, en una apuesta por alcanzar con su aplicación al público no bancarizado de la región, dijo el viernes a Reuters el titular de la compañía.

La empresa, que cuenta en la actualidad con casi 800 empleados en la nación austral, comenzó el proceso de adquisición el mes pasado del banco digital Wilobank para expandir sus negocios, basados en un sistema de pagos para personas excluidas de los servicios financieros.

"Latinoamérica tiene mucho potencial para crecer", dijo Pierpaolo Barbieri, el fundador de Ualá, en una entrevista con Reuters en Buenos Aires.

El ejecutivo, graduado en Historia y Economía en la Universidad de Harvard, es considerado por muchos una estrella del mundo de los negocios a sus 33 años.

"Más del 70% de los mexicanos nunca tuvo acceso a un método de pago (que no sea el efectivo), 50% de los argentinos, 60% de los peruanos, 80% de los paraguayos, 50% de los colombianos, 30% de los chilenos", explicó Barbieri para describir a los potenciales clientes de la empresa.

Los costos financieros casi un 80% más bajos que ofrece Ualá en comparación con un banco común son su principal carta de expansión, según el presidente ejecutivo de la firma, que cuenta también con una sede en México, uno de los focos inmediatos para su desarrollo.

Tras haber sido capitalizada por fondos globales en 2018 y 2019, la firma no busca actualmente nuevos inversores ya que ha tenido un crecimiento "mucho mayor a lo esperado", según Barbieri.

"Creo que se viene una época de mucha globalización de servicios. En Latinoamérica tenemos grandes oportunidades para brindarle servicio a Norteamérica, también a Europa. Estamos en una muy buena zona horaria y tenemos excelente talento", añadió Barbieri.