El Gobierno nacional buscará un socio para la producción de gas no convencional en la única área en que cuenta con el 100% de la concesión de explotación por 35 años dentro del yacimiento neuquino de Vaca Muerta, y en el cual el Estado llegó a invertir US$150 millones.

Se trata del área Aguada del Chañar, cuya concesión está en manos de la empresa estatal Integración Energética Argentina (Ieasa), recordada por ser considerada como la primera perforación en Vaca Muerta a partir de la asociación entre la ex Enarsa y la provincial GyP de Neuquén, en 2010.

Aquella asociación se tradujo en una inversión de US$150 millones que no alcanzaron para hacer viable comercialmente el proyecto -llegó a un pico de 250.000 metros cúbicos diarios-, a pesar de ser considerada una de las joyas neuquinas antes de la actual ola de los hidrocarburos no convencionales.

"Aguada del Chañar está lista para perforar y reiniciar la producción a través de intervenciones en una prolíca región de Vaca Muerta" se destacó desde el Gobierno al anticipar que el proceso de licitación para buscar un nuevo socio se realizará antes de año.

Es que el área que ofrece el Gobierno nacional, de un total de 14.000 acres, está enclavada en un terreo fértil para la producción no convencional, tal como lo reejan las áreas linderas de La Amarga Chica que YPF desarrolla con su socia Petronas, con una inversión en ejecución de US$500 millones

También son linderas las áreas Aguada Federal operada por Wintershall con GyP, con una inversión planicada en torno a los US$3.000 millones; y Bajada del Palo en la cual la petrolera Vista Oil&Gas cuenta con un plan de desarrollo de 5 años con inversiones por otros US$2.000 millones.

"Se trata de una gran oportunidad de inversión en un área que es 100% concesión de Ieasa, otorgada por la provincia de Neuquén el 5 de octubre por los próximos 35 años", explicó una fuente que participó del road show por Estados Unidos que encabezó la semana pasada el secretario de Energía, Javier Iguacel.