Río de Janeiro. El gobierno brasileño inició los estudios para privatizar la estatal Empresa Brasileña de Correos y Telégrafos (ECT), de 356 años de antigüedad y que en los últimos años ha registrado pérdidas millonarias.

El presidente de Brasil, Jair Bolsonaro, anunció en Twitter que el gobierno dio el visto bueno para el estudio de la privatización de Correos, una de sus promesas durante la campaña electoral. 

El mandatario recordó que un caso de corrupción en Correos en 2005 destapó el primer gran esquema de corruptelas en el primer mandato del presidente de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2006), conocido como "mensalao", una red de compra de votos de diputados por parte del gobierno para garantizar la aprobación de las votaciones en el Congreso.

"Tenemos que rememorar para la población su fondo de pensión. La empresa (de Correos) fue el inicio del foco de corrupción con el mensalao, deflagrando el gobierno más corrupto de la historia", agregó Bolsonaro. 

La Empresa Brasileña de Correos y Telégrafos data de 1663, con la creación del Correo Mayor, cuando Brasil era una colonia portuguesa, para el envío de cartas a la metrópoli.

La actual ECT fue fundada en 1969, vinculada al Ministerio de Comunicaciones. 

Tras la aparición de nuevas tecnologías y empresas para el envío de cartas y documentos, la empresa de Correos anunció el año pasado el cierre de 513 agencias en todo el país y el despido de 5.300 empleados para reducir costos.