Brasilia. El juez Peixoto Henriques, del Tribunal de Justicia de Minas Gerais (Brasil), ha suspendido la decisión por la que la minera Vale tenía presentar garantías por 7.900 millones de reales brasileños (US$1.600 millones) para asegurar los pagos de las multas correspondientes del desastre de Brumadinho, en el que murieron 259 personas en enero de 2019, después de que una presa de residuos mineros se rompiera en la localidad.

Así lo ha comunicado la compañía este jueves a través de un comunicado, después de que la empresa presentara un recurso por la decisión anterior. La corte considera que "no hay evidencia de ningún riesgo de que Vale no vaya a cumplir con una futura demanda judicial".

La primera decisión sobre exigencias de garantías se produjo a finales de mayo, cuando el Ministerio Público del Estado de Minas Gerais acusó a Vale de tener dificultades para supervisar sus actividades de fiscalización en sus operaciones en Brumadinho a través de sus propios funcionarios.

La nueva decisión se mantendrá hasta que el juez Belizario de Lacerda confirme o modifique la actual decisión.

Por otro lado, la minera ha informado que el Distrito Sur de Nueva York ha concedido la aprobación final del acuerdo entre los inversores y la compañía Samarco Fundão por un total de US$25 millones.

Vale comenzó acciones legales contra Samarco tras la ruptura de una presa suya en la localidad de Mariana (Brasil) en 2015, que provocó 19 muertes y afectó de manera grave al río Doce, lo que se conoce como uno de los peores desastres medioambientales de la historia de Brasil.

"El Tribunal pronto emitirá un fallo y una orden de desestimación del caso, lo que dejará de estar sujeto a apelaciones y, por lo tanto, será definitivo y vinculante para los miembros que se unieron al acuerdo", indica la empresa.