Ciudad de México. La estatal Petróleos Mexicanos (Pemex) cuenta con un futuro de "alta rentabilidad", afirmó este viernes el presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, tras la histórica colocación de bonos en los mercados internacionales de la empresa.

En su rueda de prensa matutina, el presidente calificó la operación de Pemex entre inversionistas como "la más exitosa en la historia de las finanzas de Pemex".

"Salió muy bien Pemex de esta operación porque los inversionistas están muy informados (...), saben que Pemex se va a consolidar, es una empresa con mucho futuro, de alta rentabilidad", indicó el mandatario a periodistas en el Palacio Nacional de la Ciudad de México.

La petrolera estatal informó este jueves que colocó exitosamente bonos por US$7.500 millones en los mercados internacionales de capital, en una oferta que recibió una demanda cinco veces superior al monto emitido.

La operación se dividió en tres instrumentos financieros: US$1.250 millones con vencimiento a siete años, US$3.250 millones a 10 años y US$3.000 millones a 30 años.

López Obrador resaltó el hecho de que los inversionistas incluso apostaron por instrumentos de la empresa de largo plazo, en una señal de respaldo al futuro de la petrolera y del propio país.

Los participantes se localizaron en Estados Unidos, Europa, Asia, Sudamérica y Medio Oriente.

López Obrador resaltó el hecho de que los inversionistas incluso apostaron por instrumentos de la empresa de largo plazo, en una señal de respaldo al futuro de la petrolera y del propio país.

"Hay confianza en Pemex como empresa productiva y hay confianza en el país", indicó.

El Gobierno está buscando vías para fortalecer las finanzas de Pemex, las cuales se han deteriorado en los últimos años como resultado de un descenso en la producción de crudo, junto a elevadas y constantes transferencias de fondos al Gobierno, lo que llevó su deuda a superar los US$100.000 millones.

En julio el Gobierno presentó el Plan de negocios de Pemex 2019-2023, con el que busca elevar la producción mexicana de crudo desde los actuales 1,7 millones de barriles por día (bpd) a 2,7 millones de bpd hacia el final del sexenio, en el 2024.

El pasado miércoles, la Secretaría (ministerio) de Hacienda anunció una "aportación patrimonial" por US$5.000 milloness a Pemex, como parte de los esfuerzos por fortalecer la salud financiera de petrolera.