La estatal Petroperú dijo el jueves que colocó deuda a una tasa "mínima histórica" por unos US$ 1.000 millones en los mercados internacionales, para terminar la modernización de la mayor refinería del país que opera la petrolera local.

Petroperú dijo que la operación fue muy bien recibida por los inversionistas, lográndose una demanda aproximada de US$ 2.500 millones, "lo que refleja la confianza del mercado en el proyecto" de modernización de la refinería Talara.

"La transacción se realizó a través de la reapertura del bono con vencimiento en el año 2047 a una tasa de interés de 4,65%, que representa la tasa de interés mínima histórica para Petroperú y para un corporativo peruano al mismo plazo de vencimiento", refirió la empresa en un aviso al regulador local.

Esta es la segunda vez que Petroperú emite papeles tras colocar bonos por unos US$ 2.000 millones en el 2017, cuando debutó en los mercados internacionales de deuda.

La compañía espera culminar en el 2021 la modernización de Talara, ubicada en la costa del Pacífico norte de Perú, con una inversión estimada de US$ 4.700 millones El plan contempla elevar su capacidad de procesamiento a 95.000 barriles de crudo por día desde los 65.000 barriles actuales.