Ciudad de México. La producción de automóviles en México aumentó en marzo a nivel interanual, dijo este jueves el instituto nacional de estadística, INEGI, mientras las exportaciones disminuyeron afectadas por desajustes en los ritmos de programación de las armadoras debido a la falta de chips, según la industria.

La escasez de semiconductores inició cuando las automotrices cerraron dos meses en Norteamérica durante la pandemia de COVID-19 el año pasado y se cancelaron pedidos, mientras crecía su demanda en la industria electrónica de consumo. Esto puso a los fabricantes de vehículos en competencia por los componentes.

Durante el tercer mes del año, las armadoras mexicanas produjeron 303.545 unidades, un 12.52% más que en marzo de 2020 según los datos oficiales, en tanto que se enviaron al exterior 256.119 automóviles, 13,24% menos que igual mes del año anterior.

"El tema de los semiconductores ha afectado los ritmos de producción de las diferentes marcas", dijo el director general de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), Fausto Cuevas, en videoconferencia de prensa el jueves.

Cuevas explicó que la discrepancia entre las cifras de ensamblaje y exportación en el tercer mes se explican en parte por la adecuación de los ritmos de producción de automóviles a la disponibilidad de estos componentes, que no necesariamente están coincidiendo con la planificación de las exportaciones.

Tanto la AMIA, como la Industria Nacional de Autopartes (INA) mexicana prevén que en la segunda mitad del año se resolverán los efectos de la escasez de chips en el sector, aunque advirtieron que ello también dependerá de la situación política y social en el gran fabricante Taiwán.

Por su parte, Oscar Albin, presidente de la INA, prevé que durante las próximas dos semanas la industria seguirá sufriendo los impactos que tuvo el clima gélido en Texas en la producción de resinas plásticas, que obligó a cerrar plantas y afectó a la fabricación de componentes como tableros y puertas.

"Esta situación ya se recuperó, ya las fábricas están produciendo al 100%, pero ahora hay que llenar nuevamente el pipeline", dijo Albin. "Estaremos dos semanas más en esta condición, pero ya la problemática estuvo superada".