Madrid. La compañía española Telefónica tiene previsto vender los centros de datos que están repartidos en varias de sus filiales por hasta 1.000 millones de euros (US$1.140 millones) y para ello anunció la creación de una sociedad que los agrupe.

La medida forma parte de un plan de desinversión para reducir la deuda de 42.636 millones de euros (US$48.671 millones), según publica Cinco Días.

Bank of America Merrill Lynch será el encargado de ejecutar la desinversión de la empresa española.

La compañía cuenta con 25 centros de datos en nueve países, en los que ofrece servicios para clientes y sistemas internos de Telefónica en España y Europa, con los que ofrece servicios a través de ocho instalaciones en España y tres en Brasil, Colombia y Ecuador.

Además de los centros de datos, Telefónica negocia la venta de las filiales de México y Centroamérica, donde tiene el control del 60%.

También cuenta con centros en Perú (2), Chile (2) y Argentina (2), además de un gran centro en Miami (Estados Unidos) y otro en México.

La sociedad unificará todos los centros de datos en una sola compañía y luego se procederá a la venta total o parcial de la nueva filial.

Además de los centros de datos, Telefónica negocia la venta de las filiales de México y Centroamérica, donde tiene el control del 60%.

La semana pasada vendió su aseguradora Antares a Catala Occidente por 161 millones de euros (US$183 millones) con la que materializó unas plusvalías de 90 millones con la operación.