Washington.- El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, anunció un programa de US$19.000 millones para ayudar a los agricultores a hacer frente al impacto de la pandemia de coronavirus, a través de un paquete que incluirá pagos directos y compras de productos.

"Estas son grandes personas, grandes estadounidenses, nunca se quejan, simplemente hacen lo que tienen que hacer", dijo Trump al anunciar el programa de ayuda agrícola, que según él contará con pagos directos por US$16.000 millones.

El Departamento de Agricultura de Estados Unidos (USDA) dijo en un comunicado que se asociará con distribuidores regionales y locales para comprar US$3.000 millones en productos frescos, lácteos y carne.

Expertos consideran que los planes para retomar la actividad tienen grandes lagunas. En otro orden de ideas, la economía de Estados Unidos se ha desplomado en el último mes por las agresivas medidas para frenar la propagación del nuevo coronavirus, con 22 millones de personas que han solicitado ayuda por desempleo y la mayoría de las fábricas, tiendas y otras empresas en un virtual punto muerto.

Los gobernadores de Michigan, Florida y otros estados esbozaron el viernes medidas para reabrir sus economías, un día después de que la Casa Blanca divulgó guías para ayudar a los estados a decidir cuándo levantar los confinamientos y permitir que las empresas reabran y los trabajadores vuelvan a sus empleos.

Pero las pautas, y las formas en que los expertos dicen que se quedan cortas, sugieren que acelerar el regreso a la situación previa a la pandemia será todo menos fluido o rápido.