Pasar al contenido principal
El presidente de Brasil evoluciona favorablemente tras segunda noche en hospital
Viernes, Julio 16, 2021 - 09:23

En una entrevista con una televisión local, Bolsonaro aseguró que, probablemente, no requerirá intervención quirúrgica y que podría ser dado de alta el viernes.

El presidente brasileño Jair Bolsonaro pasó una segunda noche en el hospital, siendo tratado por una obstrucción intestinal vinculada a un apuñalamiento en 2018, con su condición en mejoría y una intervención quirúrgica menos probable.

El jueves por la noche los médicos del presidente dijeron en un comunicado que habían retirado una sonda gástrica a Bolsonaro y que comenzaría a comer de nuevo el viernes.

Dijeron que aún no tenían una previsión de cuándo saldría del hospital. Eso contradice los comentarios que el presidente hizo en una entrevista anterior con la red de televisión Rede, en la que dijo que podría salir el viernes.

En sus primeras declaraciones verbales desde que ingresó en el hospital el miércoles por la mañana en la capital, Brasilia, tras días de hipo crónico, Bolsonaro también dijo a Rede TV que probablemente no tendría que ir a operarse.

"Llegué aquí ayer con una posibilidad muy alta de ser operado, pero la cirugía es ahora mucho menos probable", dijo.

El columnista del diario O Globo, Lauro Jardim, escribió el viernes que Bolsonaro había pasado bien la noche y que ahora comenzaría una dieta líquida.

Bolsonaro ha enfrentado varios problemas de salud durante su presidencia, principalmente derivados de complicaciones a largo plazo después de sufrir una perforación del intestino cuando fue apuñalado en la campaña electoral en 2018. También estuvo enfermo de COVID-19 el año pasado.

Bolsonaro se encuentra en un momento político débil, ya que el Senado investiga un escándalo de corrupción por la compra de vacunas contra el coronavirus y se enfrenta a las críticas por su gestión de la pandemia mientras la COVID-19 ha matado a cerca de 540.000 personas en Brasil, el segundo país del mundo con mayor número de muertos, por detrás de Estados Unidos.

 

Países

Autores

Reuters