Bogotá. La Comisión de Paz del Congreso de Colombia anunció que pidió permiso al presidente Iván Duque para entrevistarse en Cuba con los delegados de la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN) y de esa forma destrabar las conversaciones de paz entre el ejecutivo y los rebeldes.

Los insurgente invitaron a los congresistas para analizar con ellos el futuro del proceso de paz, que actualmente está suspendido tras las negociaciones que inició el anterior Gobierno.

"Presidente, respetuosamente reiteramos nuestra solicitud para que autorice a la Comisión de Paz del Senado a explorar en La Habana los planteamientos del ELN", señalaron los congresistas.

"Para expresarle los elementos con los que creemos podemos ayudar a reactivar el proceso de diálogo, le solicitamos una audiencia con una delegación de nuestra Comisión de Paz de Senado y Cámara en los próximos días", añadieron los legisladores.

El presidente Duque exigió al ELN que libere a todas las personas que mantiene secuestradas y que suspenda sus acciones como condición para reanudar conversaciones formales de paz que se llevaron a cabo en Cuba.

A su turno, el ELN pidió al presidente Duque "pactar un cese el fuego bilateral" con el fin de que se puede pactar reducir la intensidad del conflicto armado interno, luego de que el Gobierno aumentó los operativos contra los rebeldes.

Los rebeldes comentaron que la paz del país andino se podrá concretar y se debía "construir sobre lo construido" y de esa forma "habrá continuidad del proceso de solución política, y cumplimiento de los acuerdos de paz hechos como Estado", que fueron negociados con el anterior Gobierno en Cuba.

La guerrilla del ELN liberó en septiembre a nueve personas que mantenía secuestradas desde agosto pasado.

Las negociaciones de paz entre el Gobierno del entonces presidente Juan Manuel Santos y el ELN tenían como países garantes a Brasil, Chile, Cuba y Noruega.