Lima. La comisión de Constitución del Congreso de Perú retó al Gobierno y archivó este jueves el proyecto de adelanto de elecciones del presidente Martín Vizcarra, quien buscaba con eso acabar con un entrampamiento político con la oposición.

El proyecto contó con 15 votos a favor del archivo y uno en contra, la mayoría miembros del partido conservador Fuerza Popular de la excandidata presidencial Keiko Fujimori, quien perdió por escaso margen los comicios del 2016 y ahora está detenida por sospechas de lavado de dinero.

Legisladores de izquierda y oficialistas se retiraron de la comisión antes de la votación alegando que no los dejaron esgrimir sus argumentos durante un debate previo a la votación.

Congresistas de cuatro bancadas plantearon una moción para que el predictamen de la comisión se debata en el pleno del Congreso, pero la propuesta no fue sometida al voto. 

Con el plan archivado, Vizcarra podría considerar presentar un mecanismo constitucional de presión que abriría la posibilidad de un cierre del Congreso, en un nuevo episodio de incertidumbre política en el país minero.

La votación se realizó mientras Vizcarra, quien regresó a Lima este jueves desde Nueva York tras su participación en la Asamblea General de la ONU, se reunía con su gabinete de ministros para evaluar la situación política y una posible respuesta del Gobierno.

"Estamos en horas muy difíciles para la democracia y hay que denunciarlo; la ciudadanía entera debe salir a la calle", afirmó a periodistas Marco Arana, legislador del partido Frente Amplio. "La lucha contra la corrupción está en peligro".

La decisión de archivar la propuesta del presidente Vizcarra, intensifica el enfrentamiento entre el Ejecutivo con el Congreso generado por una serie de reformas políticas que el mandatario ha impulsado para la lucha contra la corrupción en una de las economías de mayor crecimiento de América Latina.

Con el plan archivado, Vizcarra podría considerar presentar un mecanismo constitucional de presión que abriría la posibilidad de un cierre del Congreso, en un nuevo episodio de incertidumbre política en el país minero.

La Constitución establece que el presidente puede presentar una "cuestión de confianza" ante el Congreso para que su consejo de ministros sea respaldado por un proyecto de ley. Si un gabinete es rechazado dos veces, el mandatario puede disolver el Parlamento y llamar a elecciones legislativas.

El Congreso ya rechazó un voto de confianza bajo la gestión de Pedro Pablo Kuczynski, quien renunció en marzo del año pasado en medio de acusaciones de corrupción y fue reemplazado por su vicepresidente Vizcarra para completar el mandato de cinco años.

*Con información de Reuters y Andina.