Ciudad de Panamá. Un tribunal panameño ordenó este miércoles en una decisión unánime tras largas deliberaciones, la excarcelación del presidente del país entre 2009 y 2014, Ricardo Martinelli, procesado por espionaje político y peculado, y le dictó en cambio la medida detención domiciliaria y prohibición de salida del país.

"El Tribunal ordena el cese de la medida cautelar impuesta a Ricardo Martinelli por cumplir el plazo de vigencia" y le otorga prisión domiciliaria, anunció Raúl Vergara, tercer magistrado del tribunal que juzga al exmandatario

El tribunal aplicó la limitación de un año que impone el Código Penal a la prisión provisional, por lo que el político fue trasladado bajo custodia policial a su residencia en Altos del Golf.

Su esposa, Marta Linares, actuará como su "garante". "Es un avance", dijo al salir de la sala de audiencias en declaraciones recogidas por la prensa local, aunque señaló que esperaban que pudiera moverse por el país.

Su esposa, Marta Linares, actuará como su "garante". "Es un avance", dijo al salir de la sala de audiencias en declaraciones recogidas por la prensa local, aunque señaló que esperaban que pudiera moverse por el país.

"Se ha ordenado depósito (arresto) domiciliario durante el juicio, no debe dar declaraciones a los medios, impedimento de salida del país y que entregue el pasaporte", anunció a los periodistas a las puertas de la sede del tribunal el abogado defensor del expresidente, Alfredo Vallarino.

Además, no podrá mantener contacto con las víctimas y otras partes implicadas en el proceso judicial.

Otro de los defensores, Carlos Carrillo, agregó que "ya, de inmediato" Martinelli dejará la cárcel El Renacer, situada en las afueras de la capital y en la que fue recluido el 11 de junio de 2018, cuando llegó extraditado por Estados Unidos para enfrentar el juicio por el caso conocido como "pinchazos".