La Paz. La Fiscalía boliviana admitió otra denuncia contra el expresidente Evo Morales, los candidatos de su partido Luis Arce y David Choquehuanca, y el dirigente obrero Juan Carlos Huarachi, por delitos que esta vez incluyen genocidio.

"Se van a expedir citaciones en el transcurso de estos días" contra los acusados, dijo el fiscal departamental de La Paz, Marco Cossío, este lunes.

Cossió detalló que la denuncia fue presentada el pasado 5 de agosto, impulsada por entidades como los ministerios de Gobierno (Interior) y de Justicia contra unas doce personas, entre las que aparecen Morales, Arce y Choquehuanca, los tres del partido Movimiento al Socialismo (MAS); y Huarachi, secretario ejecutivo de la Central Obrera Boliviana (COB).

El fiscal mencionó que algunos de los denunciados participaron en recientes bloqueos que afectan las rutas del país más importantes, a los que se culpa de impedir el normal transporte de oxígeno medicinal a centros de salud que atienden enfermos con COVID-19.

Los cargos penales por los que se abre esta investigación son terrorismo, genocidio y delitos contra la salud pública y contra la libertad de transporte, indicó el fiscal del caso Alexis Vilela.

Bolivia vive desde hace una semana un bloqueo nacional de rutas (caminos) convocado por la Central Obrera Boliviana y por el llamado Pacto de Unidad, un grupo de organizaciones sociales campesinas afines al MAS de Morales.