Caracas. Las autoridades venezolanas enterraron este miércoles a un militar muerto bajo custodia el mes pasado, pese a la oposición de los familiares que querían realizar una autopsia independiente para demostrar que fue torturado hasta su deceso.

El capitán de corbeta Rafael Acosta fue detenido el 21 de junio por presunta participación en un plan de golpe de Estado contra el presidente Nicolás Maduro.

Acosta, de 50 años, murió después de una semana en custodia en la Dirección General de Contrainteligencia Militar, donde abogados y familiares dijeron que fue torturado hasta morir, algo a lo que el Gobierno no se ha referido.

Alonso Medina, un abogado que representa a la familia de Acosta, dijo que lo que puede interpretar de la decisión de los juzgados es que "las autoridades gubernamentales están (diciendo): yo lo maté, yo lo entierro".

Alonso Medina, un abogado que representa a la familia de Acosta, dijo que lo que puede interpretar de la decisión de los juzgados es que "las autoridades gubernamentales están (diciendo): yo lo maté, yo lo entierro".

La Fiscalía ha dicho que dos militares fueron imputados por homicidio en el caso de Acosta.

Según la autopsia oficial, Acosta murió de "politraumatismo generalizados", destacó Medina a periodistas a la salida de la morgue.

La esposa de Acosta, Waleswka Pérez, había exigido que el gobierno entregara su cuerpo y pidió una investigación sobre su muerte, condenada por Estados Unidos, la Unión Europea y gobiernos en América Latina. Las autoridades habían negado el acceso a la familia a la morgue y retirar sus restos hasta el miércoles, dijo Medina.

Críticos y activistas de derechos humanos acusan al gobierno de Maduro de detenciones arbitrarias y el uso sistemático de la tortura contra civiles y militares opositores, así como de ocultar tales prácticas impidiendo investigaciones completas.

El gobierno de Maduro insiste en que investiga los abusos de los derechos humanos y sanciona a los responsables.

Una declaración del Ministerio de Defensa en el momento de conocerse el fallecimiento del oficial dijo que Acosta se desmayó al inicio de la audiencia del tribunal y fue trasladado a un hospital militar, sin ofrecer más detalles.

El Ministerio de Información no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.