Pasar al contenido principal
Izquierda moderada de Perú se alinea con Castillo que se compromete a no "perpetuarse" en el poder
Jueves, Mayo 6, 2021 - 08:35

Pedro Castillo, un profesor de primaria de 51 años, firmó una alianza con los partidos de izquierda Nuevo Perú y Juntos Perú que apoyaron a la ex candidata Verónika Mendoza, que quedó sexto en los comicios en la primera ronda electoral del 11 de abril.

Lima. El candidato socialista a la presidencia de Perú, Pedro Castillo, recibió el respaldo de la líder de una importante coalición de izquierda moderada y se comprometió a no "perpetuarse" en el poder y a respetar los derechos humanos si gana a la derechista Keiko Fujimori el 6 de junio.

Castillo, un profesor de primaria de 51 años, firmó una alianza con los partidos de izquierda Nuevo Perú y Juntos Perú que apoyaron a la ex candidata Verónika Mendoza, que quedó sexto en los comicios en la primera ronda electoral del 11 de abril.

El candidato socialista está favorito para derrotar a la candidata de derecha Keiko Fujimori, hija mayor del encarcelado exmandatario Alberto Fujimori, según sondeos.

"Acudimos al llamado del pueblo y convocamos a todos los que quieren una democracia verdadera y quieren luchar por nuestra patria a que sumemos para dejar atrás la corrupción y los autoritarismos y construir una patria nueva", dijo Mendoza en una discurso antes de sellar la alianza con Castillo.

Tras la suscripción del acuerdo político, Castillo anunció "un compromiso con el pueblo peruano", una lista de 10 puntos y acciones como garantizar la vacuna sin discriminación en el país y respetar el marco jurídico vigente en su objetivo de redactar una nueva Carta Magna con una asamblea constituyente.

"Soy demócrata", subrayó el candidato en el documento.

"Me comprometo a dejar el cargo de presidente de la República el 28 de julio del 2026", afirmó el documento leído por uno de sus colaboradores en su local partidario de Lima.

"Cuando termine mi mandato regresaré a mi escuela a seguir trabajando por mi pueblito", dijo el compromiso suscrito por Castillo, que busca frenar criticas de sus opositores que afirman que si él gana los comicios buscaría alargar su mandato como otros presidentes de izquierda de América Latina.

Castillo también se comprometió a respetar la independencia de los poderes, la propiedad privada, a defender los derechos humanos y a honrar "los tratados internacionales que el Perú ha suscrito en dicha materia".

El candidato busca reescribir la Constitución para debilitar a la elite empresarial y dar al Estado un rol más dominante en la economía. Su ascenso en estos comicios ha puesto nerviosos a los inversionistas y el mercado financiero, llevando a la moneda peruana a cotizar a mínimos históricos frente al dólar.

Mientras, Fujimori, una exlegisladora de 45 años que busca ser la primera mujer presidenta de Perú, propone mantener el modelo económico de libre mercado en marcha desde hace tres décadas, periodo en que el segundo mayor productor mundial de cobre creció a una de las tasas más altas de la región.

Países

Autores

Reuters