Tegucigalpa. La ex primera dama de Honduras, Rosa Elena Bonilla, esposa del ex presidente Porfirio Lobo, que gobernó el país entre 2010 y 2014, fue condenada el martes por un tribunal bajo cargos de fraude y apropiación ilícita de fondos, informó un portavoz del poder judicial.

Bonilla enfrentaría una pena de al menos 58 años de cárcel, de acuerdo con la sentencia, dijo el portavoz de la Corte Suprema de Justicia, Carlos Silva.

En la investigación del caso conocido como "Caja Chica de la Dama", que llevó a cabo el Ministerio Público apoyado por un organismo de la OEA, la exprimera dama fue acusada de apoderarse de al menos 18,3 millones de lempiras (US$779.000).

Bonilla desvió donaciones internacionales y fondos públicos locales destinados a programas sociales para niños y hospitales, para el pago de servicios médicos personales, construcciones, joyas y colegiaturas de sus hijos, según los fiscales.

Abogados defensores rechazaron la condena y anunciaron que recurrirán a un amparo en busca de la anulación de la sentencia.

"La exprimera dama, Rosa Elena Bonilla, es inocente (...) se han violado garantías procesales y derechos de mi defendida", dijo el abogado Juan Berganza.

Está programado que el tribunal determine la pena de Bonilla el martes próximo.

En un caso separado, uno de los hijos de Lobo, que pertenence al partido del actual presidente Juan Orlando Hernández, fue condenado en septiembre de 2018 por una corte de Estados Unidos tras declararse culpable de conspirar para importar cocaína al país norteamericano.