Naciones Unidas. La Asamblea General de la ONU aprobó este jueves por vigésimo octava ocasión una resolución solicitando el fin del embargo económico de Estados Unidos contra Cuba que rige desde hace casi seis décadas, en una votación en la que Brasil se manifestó en contra de la resolución por primera vez en la historia.

Estados Unidos e Israel también votaron en contra de la resolución. En total, 187 naciones, de los 193 miembros, se manifestaron a favor de levantar el embargo. En tanto, Colombia y Ucrania se abstuvieron.

El cambio de política de Brasil representa un nuevo intento del presidente Jair Bolsonaro de acercarse al mandatario Donald Trump desde que asumió el cargo en enero.

En tanto, la abstención de Colombia se da tras el enfriamiento en sus relaciones con Cuba, que ha estado sirviendo de sede a las negociaciones de paz entre el gobierno de Bogotá y el Ejército de Liberación Nacional (ELN).

El cambio de política de Brasil representa un nuevo intento del presidente Jair Bolsonaro de acercarse al mandatario Donald Trump desde que asumió el cargo en enero.

La Habana ha negado la extradición de tres comandantes guerrilleros del ELN después de que se quebraron las conversaciones, un hecho que ha provocado críticas del gobierno de Iván Duque.

Colombia se abstuvo debido a la "actitud hostil" de Cuba hacia sus solicitudes de extradición para los "terroristas confesos" y su apoyo al presidente venezolano, Nicolás Maduro, dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores.

"Estados Unidos no es responsable de los interminables abusos del régimen cubano contra su pueblo", sostuvo en una intervención la embajadora estadounidense ante Naciones Unidas, Kelly Craft, poco antes de la votación.

Por su parte, el canciller cubano, Bruno Rodríguez, acusó a Washington de manipular "los derechos humanos con fines políticos" y sostuvo que "no tiene la más mínima autoridad moral para criticar a Cuba ni a ningún otro país en lo que respecta a los derechos humanos".

Desde 1992 la Asamblea General de la ONU ha aprobado con creciente mayoría la resolución sobre Cuba, exigiendo el levantamiento del bloqueo comercial y financiero que Estados Unidos impone a la isla.

El Congreso de Estados Unidos es el único que puede levantar el bloqueo comercial a La Habana.