Washington. La presidenta de la Cámara baja de Estados Unidos, Nancy Pelosi, acusó este viernes al fiscal general, William Barr, de volverse "deshonesto" por la forma en que el Departamento de Justicia manejó el reporte del informante que denunció que el presidente Donald Trump solicitó favores políticos a su par ucraniano.

La demócrata líder de la Cámara de Representantes, que lanzó este martes una investigación sobre un juicio político contra el republicano Trump, ha acusado al gobierno de intentar ocultar la denuncia del informante.

Los demócratas han criticado a Barr por no recusarse de los asuntos relativos a la denuncia del informante, motivada por una llamada telefónica del 25 de julio entre Trump y el presidente de Ucrania, Volodymyr Zelenskiy.

"Se ha vuelto deshonesto", dijo Pelosi a MSNBC en una entrevista.

Según un resumen de la llamada telefónica, Trump pidió a Zelenskiy que trabajara con Barr y su abogado personal Rudolph Giuliani, quien presionaba a los ucranianos para que investigaran asuntos relacionados a Joe Biden y su hijo Hunter.

Según un resumen de la llamada telefónica publicado por la Casa Blanca, Trump pidió a Zelenskiy que trabajara con Barr y su abogado personal Rudolph Giuliani, quien presionaba a los ucranianos para que investigaran asuntos relacionados al exvicepresidente Joe Biden y su hijo Hunter.

Joe Biden es el favorito en la carrera por la nominación presidencial demócrata para las elecciones de noviembre de 2020.

La denuncia, que se hizo pública este jueves, describió cómo autoridades de la Casa Blanca eliminaron un registro electrónico de la llamada de Trump con Zelenskiy del servidor donde se mantienen tales registros normalmente y lo trasladaron a uno reservado para temas de inteligencia altamente secretos.

Pelosi criticó al director interino de Inteligencia Nacional, Joseph Maguire, quien testificó este jueves ante la Comisión de Inteligencia de la Cámara baja, por informar a la Casa Blanca y al Departamento de Justicia sobre la denuncia del informante.

La ley exige que tales denuncias se entreguen al Congreso. Maguire dijo que acudió primero a la Casa Blanca porque pensó que las llamadas que involucran al presidente de Estados Unidos podrían estar protegidas por el privilegio ejecutivo.

"Creo que ellos buscan encubrir el encubrimiento", dijo Pelosi, agregando que Maguire "violó la ley" al no acudir primero al Congreso.