Lima. El presidente peruano, Martín Vizcarra, renovó este miércoles más de la mitad de su gabinete en medio de una caída de su popularidad y una crisis económica debido a una larga cuarentena en busca de frenar la propagación del coronavirus.

Perú, con cerca de 334.000 contagios, es el quinto país más afectado en el mundo por el brote de la enfermedad. Una de las nuevas ministras tomó juramento por videoconferencia mientras cumplía una cuarentena en casa tras dar positivo al coronavirus.

El gabinete es liderado por el abogado Pedro Cateriano, un experimentado político que juró como primer ministro bajo una cruz y la mano derecha levantada en el Palacio de Gobierno frente al presidente Vizcarra; al igual que otros 12 ministros de los 19 funcionarios que conforman el equipo de gobierno.

El mandatario mantuvo a la ministra de Economía, María Antonieta Alva, responsable de un histórico estímulo fiscal en marcha para impulsar la producción, pero cambió el timón en el clave ministerio de Energía y Minas y nombró para el cargo a Rafael Belaunde, un bachiller en economía.

"En esta nueva etapa, y este es el otro gran desafío, profundizaremos las medidas para acelerar la recuperación económica y devolver al Perú a la senda del crecimiento", dijo Vizcarra después en un discurso en Palacio de Gobierno en sus primeras declaraciones tras el cambio de gabinete.

"Ofrezco: sudor, honestidad y conducta democrática por un Perú más justo y libre", dijo Cateriano por la red social Twitter poco antes de juramentar al cargo.

"Para ello necesitamos el compromiso de todos ustedes", afirmó el mandatario dirigiéndose a la población por televisión antes de iniciar la primera reunión del renovado gabinete.

La designación de los nuevos ministros fue anunciada en paralelo a la difusión de la evolución de la economía del país en mayo, que se contrajo un 32,75% interanual, su tercera baja mensual consecutiva y ligeramente mayor a las proyecciones.

Promete sudor. El nuevo jefe de gabinete fue primer ministro en el gobierno del expresidente Ollanta Humala -quien gobernó entre el 2011 y el 2016-, y también ministro de Justicia durante la gestión del expresidente Alejandro Toledo (2001-2006).

"Ofrezco: sudor, honestidad y conducta democrática por un Perú más justo y libre", dijo Cateriano por la red social Twitter poco antes de juramentar al cargo.

Una de las nuevas carteras, la del Ministerio de Comercio Exterior y Turismo, fue juramentada por la abogada Rocío Barrios -que ocupaba la cartera de Producción- a través de una conexión por video debido a que la funcionaria se encontraba cumpliendo una cuarentena tras ser diagnosticada con el coronavirus.

La renovación del gabinete se produce en momentos en que el apoyo a Vizcarra cayó 5 puntos porcentuales en julio, a un 65%, en su cuarto mes de bajas consecutivas, desde el pico de un 87% que alcanzó en marzo cuando decretó una cuarentena para intentar frenar la pandemia, mostró el miércoles un sondeo.

Perú anunció su primer caso de coronavirus el 6 de marzo y tras duras restricciones levantó en julio la cuarentena en la mayoría de las regiones del país, para dar oxígeno a su economía que caería este año un 12,5% debido al freno de su aparato productivo, según proyecciones del banco central.

Pero expertos en salud temen un rebrote ante una mayor cantidad de personas en las calles con los comercios abiertos parcialmente y el anuncio del reinicio de vuelos domésticos, en medio de una crisis hospitalaria y con las camas de cuidados intensivos para enfermos del COVID 19 casi al tope.

El Gobierno dijo el martes que los contagios de coronavirus aumentaron a 333.867 personas, que ubican a Perú como el quinto país con mayores casos con la enfermedad en el mundo y el segundo en América Latina, después del Brasil, de acuerdo a un conteo de Reuters. En tanto los fallecidos totalizan 12.229.