La Habana. La comunidad internacional debe continuar fomentando el diálogo entre el Gobierno de Venezuela y la oposición pero no imponer su propia agenda, dijo este miércoles en La Habana el ministro de Relaciones Exteriores de Rusia, Sergéi Lavrov.

En una conferencia de prensa conjunta con el canciller de Cuba, Bruno Rodríguez, Lavrov dijo que La Habana y Moscú coinciden en que la crisis de Venezuela debe resolverse pacíficamente mediante el diálogo y sin interferencias extranjeras, en alusión a los gobiernos occidentales.

"Con respecto a los contactos que estimulan el diálogo directo entre el Gobierno y la oposición, queremos que se desarrollen, pero nuevamente queremos mencionar que deberían fortalecer el diálogo y no imponer los resultados (...)", dijo Lavrov.

Moscú y La Habana son dos históricos aliados del presidente de Venezuela, Nicolás Maduro, mientras que gran parte de las potencias occidentales han reconocido al opositor Juan Guaidó como líder interino del país petrolero, al considerar fraudulenta la reelección del mandatario socialista en 2018.

El sitio web del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia citó este martes entrevistas que Lavrov concedió a medios de América Latina, en las que reveló que la situación en Venezuela estaba mejorando.

En un comunicado sobre el proceso de negociaciones entre Gobierno y oposición, el Ministerio de Relaciones Exteriores de Noruega, país mediador, dijo que las conversaciones continúan en Barbados. Esta fue la última ronda de diálogo tras una en mayo en Oslo.

El sitio web del Ministerio de Relaciones Exteriores de Rusia citó este martes entrevistas que Lavrov concedió a medios de América Latina, en las que reveló que la situación en Venezuela estaba mejorando.

El canciller cubano, por su parte, dijo que "la cooperación de Cuba con Venezuela es y será invariable".

Lavrov viajará a Brasil para participar desde el viernes en la reunión de ministros de Exteriores del grupo BRICS, formado por el gigante sudamericano, Rusia, India, China y Sudáfrica.