Lima.- El Perú y Paraguay buscan impulsar el desarrollo económico a través de los emprendimientos, dada su potencialidad para generar empleo y aportar de manera importante al crecimiento del Producto Bruto Interno (PBI).

De esta manera, el viceministro de empleo y seguridad social de Paraguay, Daniel Sánchez, estuvo en Lima y se reunió con representantes de City Incubators, incubadora de startups peruana que su gobierno eligió para implementar el Programa ADN del Emprendedor.

El Programa ADN del Emprendedor está encargado de brindar formación y acompañamiento a los ciudadanos paraguayos con ideas o proyectos.

En su reunión, repasaron los resultados de la primera generación del Programa ADN del Emprendedor destacando el lanzamiento de productos en 24 horas, el rápido crecimiento de las ventas en algunas semanas en varios emprendimientos y el alcanzar reconocimientos o concursos. 

Entre sus aprendizajes y reflexiones analizaron consideraciones importantes para impulsar el desarrollo económico a través del emprendimiento y la innovación:

1. Educación Técnica vs. Educación Universitaria: El Programa ADN es impulsado por el Servicio Nacional de Promoción Profesional (SNPP) que imparte cursos y carreras técnicas a nivel nacional, y cuyos egresados son ahora una fuente de proyectos para que en ADN desarrollen nuevas startups o generen innovación en empresas. Representantes de ambos países coinciden en que se necesita más gente técnica que de negocios para desarrollar startups. “He visto gente sin estudios superiores ejecutar negocios diez veces mejor que varios MBA”, dijo Álvaro Zárate, fundador de City Incubators. “Me alegra que en Paraguay se esté revalorando el trabajo técnico como ya lo hacen en sitios como Silicon Valley. Aquí aún endiosamos a ciertas carreras universitarias como un camino aspiracional, cuando en verdad para emprender un título no significa tanto como creemos”, concluyó. 

ADN está logrando así, en poco tiempo, reducir las barreras mentales del profesional técnico para ver la creación de startups como un camino alternativo y ambicioso. 

2. El emprendimiento innovador genera doble impacto en la empleabilidad: La creación de startups no sólo genera trabajo para sus fundadores y empleados, sino también abre oportunidades para sus usuarios: Nuevos e innovadores modelos de negocios colaborativos ayudan a las personas a generar ingresos extra (por ejemplo, los conductores de Uber, los dueños de casas en Airbnb). “El actual presidente de Paraguay, Mario Abdo, tiene un gran compromiso con estas oportunidades de generar innovación y empleos dignos a través del SNPP”, sostuvo el viceministro Sánchez.

3. La importancia del seguimiento al emprendedor: En ambos países existen excelentes iniciativas para capacitar emprendedores con cursos o eventos, pero hace falta un seguimiento que valide que en verdad han aprendido algo para ser sostenibles o crecer. “No se trata de organizar eventos y esperar que algo pase después”, indica Luis Zavaleta, Program Manager de City Incubators. “Un buen acompañamiento implica retos como el control riguroso de métricas y un seguimiento flexible a la realidad del emprendedor”, aclara. Ambos grupos coinciden en que pueden estar malgastándose los recursos si no se mide si realmente se está agregando valor a mediano y largo plazo.

La reunión cerró con Álvaro Zárate de City Incubators abriendo sus puertas a proyectos paraguayos para que sean evaluados por sus incubadoras e inversionistas afiliados, y accedan a oportunidades de desarrollo fuera de sus fronteras.