Pasar al contenido principal
China BYD negocia con siete estados de México la instalación de una planta
Miércoles, Agosto 16, 2023 - 12:45
EV BYD

La marca automotriz, que tiene una alianza de ventas con la cadena de retail Liverpool, busca instalar su cadena de suministro en el país azteca, que incluye la fabricación de baterías de litio.

La automotriz china, BYD, afirma que en 2023 se convertirá en la marca número uno en ventas de autos eléctricos e híbridos en el mercado mexicano y en paralelo a esta estrategia que también hace vía retail, destaca que se encuentra en negociación con siete gobernadores para definir el lugar de su planta de manufactura en México.

Gustavo Lara, director de Marketing y Comunicación de BYD México, explicó que se han tenido acercamientos con diversos gobiernos para la instalación de la planta y su cadena de suministro -que incluye baterías de litio- para atender al mercado interno y Latinoamérica, por el momento.

En entrevista con El Economista, el representante de la marca china explicó: "Las plantas no se construyen de un día a otro, se requieren de muchos análisis, financiero, incentivos como locales. Estamos en ese proceso de análisis, pero es 100% sabido que vendrá una planta a México para BYD”.

Recordó que la estrategia de internacionalización del negocio de BYD, llamado “Sueño verde” -con el reto de bajar un grado la temperatura del planeta-, comenzó en 2021, ahora -dijo- estamos presentes en 51 mercados a nivel global y la apuesta es poner plantas de producción de autos para las diferentes regiones y México es parte de ella.

En qué plazo pretenden instalar la planta de manufactura en México, se le cuestionó al director de Marketing y Comunicación de BYD, y respondió que depende de cuándo otorguen los incentivos los estados y gobierno federal, y se tendrá que revisar el asunto fiscal con el Servicios de Administración Tributaria (SAT) y la Secretaría de Hacienda.

Agregó que en Brasil, BYD adquirió la planta de Bahía que era de Ford, donde invirtió US$ 670 millones con tres divisiones de manufactura. En Tailandia, agregó, se invirtieron US$ 1.000 millones. Para el caso de México no se tiene definido si se traerán las plantas proveedoras al país para fabricar de manera vertical y cumplir con el contenido nacional o se adquieran directamente en el país.

“Vamos bien, hemos tenido muy buenas conversaciones con diferentes gobiernos de los estados de la República y el gobierno federal y estamos trabajando en la estrategia, primero de cómo vamos a importar y posteriormente en qué estado pondremos la planta. Nos han recibido de buena manera y hemos sido abiertos de traer la inversión a México”, señaló Gustavo Lara.

Aspiran a ser líderes en electrificación

A cuatro meses y medio de haber lanzado la marca al mercado mexicano, el representante de BYD sostiene que han comercializado un número importante de vehículos, en donde su alianza con Liverpool “ya es parte de su vida”, al dar buenos resultados. No obstante, las cifras de ventas no se pueden dar conocer hasta que BYD sea parte de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA) y el INEGI.

El plan de ventas a través del retail, específicamente con Liverpool ha sido un éxito y se colocarán como la líder de electrificación. “Vamos a sorprender, porque estamos vendiendo y nos queremos volver la marca número uno de vehículos eléctricos e híbridos de México en 2023”, resaltó Lara.

Además, “los eléctricos están bajando de precio con la llegada de BYD, manteniendo la tecnología con la batería Blade que es la más segura y certificada con 5 estrellas... También, BYD busca ampliar la infraestructura de carga a nivel nacional”, en donde promete trabajar con Liverpool para las estaciones de carga, anuncio que se hará a finales del año.

La empresa cuenta con tres unidades 100% eléctricas en el mercado mexicano: el SUV Yuan Plus con costo de 799.000 pesos (US$ 46.705, aproximadamente); el Han EV (de 1 millón 369.000 pesos o cerca de US$ 80.000) y la SUV BYD Tang EV (1 millón 399.000 pesos o US$ 81.700). Pero, adelanta que en septiembre traerá dos unidades más: un sedán deportivo y un hatch back más accesible que el Yuan.

El reto de BYD es abrir 50 distribuidores al finalizar 2023 en todo el país.

Países

Autores

El Economista