Buenos Aires.- Argentina y Brasil acordaron aumentar el caudal del Río Paraná, informó la Cancillería argentina, tras una bajada importante en el nivel del agua que obligó a reducir la carga de los barcos que realizan las empresas agroexportadoras en Argentina.

Ambos países llegaron a un acuerdo tras una reunión por videoconferencia entre funcionarios técnicos, dijo el Ministerio de Relaciones Exteriores argentino en un comunicado.

"Argentina y Brasil acordaron un mecanismo de diálogo semanal, en relación a los ríos compartidos, para encontrar soluciones que atiendan a la sequía extraordinaria que afecta a toda la región", dijo la cartera.

El aumento del flujo de agua ayudará a aumentar las exportaciones argentinas de soja. Los bajos niveles en el río Paraná, la principal vía de exportación de los granos y subproductos de Argentina, obligaban a los exportadores a cargar menos mercancías en los barcos, lo que complicaba aún más al sector en medio de la pandemia de coronavirus.

Argentina es el principal exportador mundial de alimentos para ganado de harina de soja y el proveedor número 3 de maíz y soja cruda.

Los gobiernos de Argentina y Brasil se comprometieron a un uso responsable de los embalses y se acordó también un aumento en el caudal del río Iguazú.