Brasil.- Avianca Brasil se encuentra realizando negociaciones con un fondo de los Estados Unidos, quien invertiría US$500 millones para evitar la liquidación de la aerolínea en bancarrota, así lo indica una fuente cercana a la situación

Según la publicación de la agencia Bloomberg, la persona dijo que la mayor parte del efectivo provendría de un fondo y podría incluir inversores más pequeños. Elliott Management Corp, ya acreedor de la aerolínea conocida como Oceanair, participa en las negociaciones, reportó Bloomberg el mes pasado.

Avianca también ha firmado acuerdos de confidencialidad con fondos que incluyen Castlelake LP, Cerberus Capital y Oaktree Capital, dijo una segunda persona.

Así mismo, el trabajo también publicado por El Espectador de Colombia, sostiene que este viernes es un día crucial para las operaciones de Avianca Brasil. El mes pasado, la Agencia Nacional de Aviación Civil de Brasil, conocida como ANAC, concedió una solicitud del arrendador GE Capital Aviation Services para aterrizar 10 aviones de la familia Airbus SE A320, aproximadamente el 20% de la flota de Avianca Brasil.

La decisión, que habría obligado a Avianca Brasil a devolver los aviones y posiblemente sufrir un impacto en las operaciones, fue revertida la misma semana. Pero esa decisión expira, lo que significa que la compañía necesita apresurarse para finalizar las discusiones y obtener el préstamo de US$500 millones.

Control familiar. Representantes de Avianca Brasil, Elliott, Cerberus y Oaktree declinaron hacer comentarios. Castlelake dijo que no tiene intención de proporcionar financiamiento a Avianca Brasil. Ambas personas con conocimiento pidieron no ser identificadas ya que las conversaciones son privadas.

Desde la presentación de la solicitud de protección por bancarrota en diciembre, la compañía se ha centrado en sus rutas domésticas, que son rentables y observadas por los competidores. Si el préstamo se materializa, los hermanos Germán Efromovich y José Efromovich detrás de la aerolínea podrían perder el control de Avianca Brasil, dijo una de las personas.

Si se realiza el préstamo, se espera que Avianca reduzca su operación, obtenga un plan de recuperación aprobado por los acreedores como parte del proceso de protección de bancarrota y comience conversaciones formales para vender sus operaciones a Azul SA, dando a los acreedores una ganancia. Los acreedores de la compañía ya se encuentran en conversaciones informales para vender la compañía a Azul, dijo una de las personas.

Un representante de Azul no respondió de inmediato a una solicitud de comentarios.

Avianca Brasil tenía alrededor del 13% del mercado nacional de viajes aéreos en noviembre, según datos del regulador, lo que lo convierte en el cuarto jugador más grande en el segmento, detrás de Gol Linhas Aereas Inteligentes SA, Latam Airlines Group SA y Azul.