Ciudad de México. Ante el incremento en la demanda mundial de su modelo más vendido, BMW aumentará su producción de arranque para México en 2019, que pasará de 150.000 a 175.000 unidades anuales, informó Alexander Ríos Forscht, jefe del proyecto de Serie 3 en Planta de Múnich.

Este crecimiento implicará la contratación de personal adicional para la planta de BMW en San Luis Potosí, México, para emplear a 2.000 trabajadores en lugar de 1.500, una vez que opere al 100%.

La automotriz alemana inicia la producción en México del modelo Serie 3 en marzo del 2019, planta que ensamblará parte del volumen hecho en Múnich, pues ésta última aumenta la fabricación de híbridos y Touring, que son más populares en Europa.

Alexander Ríos explicó que la planta de Múnich, la cual fabrica el BMW3 sedan, BMW serie 3 Touring, serie 3 Híbrido, además del Serie 4 Coupé y el M4 Coupé, con 250.000 unidades al año; así como motores a gasolina para 3, 4 6, 8 y 12 cilindros que se exporta, llegó al tope de producción, y el país que tomará parte del volumen del auto estrella de la marca es México.

El BMW 3 que producirá México será un lanzamiento de la séptima generación, y es el mercado que abastecerá inicialmente a Norteamérica (México, Estados Unidos, Canadá), además de Centro y Sudamérica y con potencial de exportar al resto del mundo.

La planta de Múnich cuenta con un terreno de 50 hectáreas, con una expansión de construcción de 5 pisos; mientras que en San Luis Potosí el espacio es de 300 hectáreas, planeada para producir hasta 400.000 vehículos.

Agnes Weiss-Tar, vocera de comunicación Corporativa de BMW en Múnich destacó la flexibilidad que poseen las plantas de la alemana, de modo que en la línea de producción del Serie 3 permite fabricar los híbridos y próximamente eléctricos.

Al igual que esa planta, San Luis Potosí está diseñada para fabricar de forma flexible y dependiendo de la demanda, se podría producir el híbrido en México.

El BMW 3 que producirá México será un lanzamiento de la séptima generación, y es el mercado que abastecerá inicialmente a Norteamérica (México, Estados Unidos, Canadá), además de Centro y Sudamérica y con potencial de exportar al resto del mundo.

“El 2019 será un año de gran demanda para BMW, la producción de los híbridos en Múnich pasarán de 100 a 300 diarios que obligan a desplazar más producción a México”, dijo.

Es un gran reto el que tenemos, pero BMW le apuesta a San Luis Potosí y a su gente, tan es así que se fabricará el auto mas vendido del mundo.