Brasilia.- El Gobierno de Brasil está estudiando si el acuerdo actual entre los fabricantes de aviones Embraer y Boeing se encuentra en su "forma ideal" o si habrá que presentar sugerencias, dijo este lunes el asesor de seguridad nacional Augusto Heleno.

Embraer acordó en diciembre los términos de una propuesta para vender el 80% de su negocio de aviación comercial a Boeing por US$4.200 millones. El acuerdo requiere la venia del Gobierno brasileño para seguir adelante.

Heleno dijo a periodistas en una conferencia de prensa que el Gobierno "no está pensando en interrumpir las negociaciones" y que las autoridades quieren un acuerdo que sea "el mejor posible para el país".

El presidente Jair Bolsonaro manifestó el viernes su preocupación sobre una provisión en el acuerdo que permitiría a Boeing terminar con un 100% del negocio de aviación comercial, extinguiendo la participación de Embraer.

El acuerdo, que aguarda desde hace meses aprobación del gobierno brasileño, ya elevó el valor de la división comercial de Embraer de US$4,75 mil millones a US$5,26 mil millones.

Bolsonaro describió al fabricante brasileño de aeronaves, que es una empresa privada, como parte del "patrimonio" nacional y dijo que no quería verlo "pasar al otro lado", en una referencia a una propiedad total por parte Boeing.

Antes de ganar la presidencia, Bolsonaro y sus asesores hablaron favorablemente del acuerdo entre Boeing y Embraer, pero sin referirse a detalles específicos.

El acuerdo, que aguarda desde hace meses aprobación del gobierno brasileño y ya elevó el valor de la división comercial de Embraer de US$4,75 mil millones a US$5,26 mil millones, no involucra los negocios de la empresa brasileña en las áreas de aviación ejecutiva o de defensa.