Nueva York. Goldman Sachs, Point72 Ventures y otros invirtieron US$42 millones en un prestamista en línea con sede en México llamado Credijusto.com, dijeron este jueves las compañías.

Fundada en 2015, Credijusto ha originado US$90 millones en préstamos y arrendamientos de equipos a pequeñas empresas como tintorerías y mecánicos en todo México, según un comunicado de la compañía y los inversores.

Esta es la primera vez que el grupo de inversiones estratégicas principales de Goldman y el brazo de capital de riesgo de la firma de inversión de Steve Cohen, Point72, han invertido en el mercado fintech de México, y es una señal de que ven potencial de crecimiento.

México ha experimentado un aumento constante en las nuevas empresas que apuntan a usar tecnología y teléfonos móviles para vender servicios financieros a clientes pobres y de clase media que no usan bancos tradicionales.

Unos 42 millones de mexicanos no tienen cuentas bancarias porque cobran tarifas elevadas, no hay una sucursal cerca o porque algunos bancos han perdido la confianza pública debido a sus escándalos anteriores.

Credijusto está abordando la brecha de inclusión financiera para las pequeñas y medianas empresas, que comprenden el 99% de las empresas de México pero obtienen solo el 15% de los préstamos emitidos por los principales bancos, según el comunicado.

El gobierno de México ha dicho que está buscando que las fintech desempeñen un papel importante en el aumento de la inclusión financiera en el país.

Credijusto está abordando la brecha de inclusión financiera para las pequeñas y medianas empresas, que comprenden el 99% de las empresas de México pero obtienen solo el 15% de los préstamos emitidos por los principales bancos, según el comunicado.

"Aquí está este gran mercado que está en gran medida desatendido e ineficiente, y este prestamista moderno puede dar sentido a los datos disponibles", dijo en una entrevista Pete Casella, socio de Point72 Ventures.

Las empresas pueden esperar cinco meses para obtener la aprobación de un préstamo por parte de un banco mexicano, y las tasas de interés pueden ser cinco veces más que las ofrecidas por los bancos estadounidenses, según el comunicado.

Credijusto acelera el proceso al verificar la solvencia crediticia de una empresa al observar las facturas que presentó ante las autoridades fiscales federales.

Utilizando los métodos de suscripción tradicionales y los datos clave de las facturas, Credijusto puede ver los patrones de gastos e ingresos de una empresa y los socios comerciales antes de decidir la emisión del préstamo, que generalmente oscila entre US$20.000 y US$500.000.

"Esta ronda de financiación es una validación del rápido crecimiento de Credijusto y respaldará aún más nuestro objetivo de construir una compañía tecnológica de clase mundial que empodere (a las compañías) a través del acceso al crédito", dijo el co-presidente ejecutivo de Credijusto, Allan Apoj.

La compañía planea usar el dinero, en parte, para lanzar una oferta de tarjeta de crédito.