La Habana.- El presidente del Gobierno de España, Pedro Sánchez, prometió este viernes que su país seguirá invirtiendo en Cuba, en una muestra del interés de las naciones europeas en la apertura del mercado de la isla.

En el segundo día de la primera visita oficial de un líder español a la isla en 32 años, el socialista Sánchez abrió un foro de negocios cubano-español en un hotel administrado por la cadena española Iberostar y propiedad del Ejército de Cuba.

Europa sigue avanzando en la mejora de los lazos con Cuba, que en la última década ha tratado de abrirse hacia Occidente, actualizar su modelo económico de planificación centralizada y atraer más inversiones extranjeras.

Sánchez también señaló que las exportaciones españolas a Cuba aumentaron un 5% a alrededor de 900 millones de euros (US$1.020 millones) en 2018. España es el tercer mayor socio comercial de Cuba y uno de sus principales inversionistas, especialmente en el sector turístico.

"Somos el principal socio europeo de la isla, con una cuota del mercado cercana a 40%", dijo Sánchez. "El gobierno español va a seguir impulsando las inversiones en Cuba".