Brasil rechazó este lunes la ayuda ofrecida por los países del G7 para combatir los incendios en la Amazonía, informó el jefe de gabinete del presidente Jair Bolsonaro, Onyx Lorenzoni, quien aconsejó al presidente francés Emmanuel Macron ocuparse de "su casa y sus colonias".

"Agradecemos (la oferta), pero tal vez esos recursos sean más relevantes para reforestar Europa", dijo Lorenzoni a un blog del portal de noticias G1, al referirse al fondo de US$20 millones para los países amazónicos anunciado por Macron durante la cumbre del G7 en Biarritz, sur de Francia.

"¿Macron ni siquiera puede evitar un incendio predecible en una iglesia que es patrimonio de la humanidad y quiere enseñarle a nuestro país?", se preguntó Lorenzoni, en referencia al incendio que devastó la catedral de Notre-Dame de París en abril.

"Brasil es una nación libre y democrática y nunca ha tenido prácticas colonialistas e imperialistas como quizás sea el objetivo de Macron, que casualmente tiene altas tasas de rechazo interno", sentenció el funcionario brasileño.

"Brasil es una nación libre y democrática y nunca ha tenido prácticas colonialistas e imperialistas como quizás sea el objetivo de Macron, que casualmente tiene altas tasas de rechazo interno", sentenció el funcionario brasileño.

Según la agencia de noticias AFP, la información fue confirmada por la presidencia.

Este lunes, junto al presidente chileno, Sebastián Piñera, quien fue invitado a unirse a los líderes del G-7 en el balneario francés de Biarritz, el mandatario francés Emmanuel Macron dijo que los países del grupo estaban listos para brindar un apoyo concreto a la región.

"Francia lo hará con apoyo militar en las próximas horas", dijo, sin dar más detalles.

El plan decidido en el G-7 se implementará en dos etapas, dijo Piñera, una para enfrentar la emergencia y otra para proteger la biodiversidad.

Macron agregó que el G-7 -Estados Unidos, Francia, Alemania, Japón, Italia, Gran Bretaña y Canadá- elaborará una iniciativa para la Amazonía que se lanzará en la Asamblea General de la ONU del próximo mes en Nueva York.

*Con información de DW y Reuters.