Washigton.- El Tribunal Supremo de EE.UU. dio el visto bueno al Gobierno de Donald Trump para que utilice US$2.500 millones previamente asignados al Pentágono para la construcción de tramos del muro fronterizo con México. Los magistrados aprobaron por 5 votos a 4 un fallo que desbloquea los fondos que tribunales inferiores habían congelado.

Los cinco jueces conservadores de la corte dieron luz verde a la administración para comenzar a trabajar en cuatro contratos que ha adjudicado con dinero del Departamento de Defensa. La decisión de los jueces de levantar el congelamiento del dinero le permite a Trump avanzar en una importante promesa de campaña de 2016.

Tras conocer el fallo, Trump tuiteó: "¡Guau! Gran victoria en el muro. El Tribunal Supremo de EE.UU. anula las órdenes de tribunales inferiores, permite que proceda el muro en la frontera sur. ¡Gran victoria para la seguridad fronteriza y el Estado de derecho!".

En febrero, el Congreso aprobó en sus presupuestos 1.375 millones de dólares para el muro, una cifra muy alejada de los 5.700 que Trump había pedido, lo que llevó al mandatario a declarar la emergencia nacional con el objetivo de conseguir esos fondos sin el visto bueno del Legislativo.

Con la emergencia nacional, el Gobierno reasignó al muro unos US$6.600 millones del Pentágono y del Departamento del Tesoro, que sumados a los 1.375 que el Congreso aprobó, debían servir para la construcción de unos 376 kilómetros de muro.

Pero una demanda presentada por la Unión Estadounidense por las Libertades Civiles (ACLU) en representación de la organización ambientalista Sierra Club y de la Coalición de Comunidades de la Frontera Sur logró que tribunales federales en California bloqueasen la iniciativa hasta hoy, que el Supremo despejó de forma definitiva.