La NBA ha expresado su malestar por un 'tuit' del manager general de Houston Rockets, Daryl Morey, en el que mostró su apoyo al movimiento de protesta de Hong Kong. Esas palabras bastaron para atizar los fuegos de la "guerra comercial", y que la liga de baloncesto se transformara en arena política.

Morey publicó una imagen con las palabras 'Fight For Freedom. Stand With Hong Kong (Lucha la por libertad. Apoya a Hong Kong'), según capturas de pantalla del 'tuit', que posteriormente eliminó. El ejecutivo de los Rockets también emitió una declaración en un esfuerzo por aliviar la reacción violenta, escribiendo en Twitter que no tenía la intención de ofender a los aficionados en China.

"Simplemente estaba expresando un pensamiento, basado en una interpretación, de un evento complicado. Desde ese 'tuit' he tenido muchas oportunidades de escuchar y considerar otras perspectivas", escribió.

Los Rockets rápidamente fueron criticados en China cuando el patrocinador chino del equipo y una compañía de ropa deportiva congelaron su relación con el equipo. En una declaración a varios medios estadounidense, la NBA criticó que el comentario de Morey "ofendió profundamente a muchos amigos y aficionados en China, lo cual es lamentable".

Las protestas den Hong Kong han sacudido la ciudad durante casi cinco meses en respuesta a un proyecto de ley de extradición ahora desaparecido, ampliamente visto como la erosión más reciente del acuerdo de 'un país, dos sistemas' destinado a preservar el alto grado de autonomía de Hong Kong como territorio chino.

Consecuencias nefastas

Pero la bola de nieve de Morey no quedó ahí. Al parecer tendrá consecuencias nefastas, ya que los sitios de compras en línea más grandes de China, propiedad de los gigantes Alibaba y JD.com, parecen haber eliminado productos relacionados con los Rockets de Houston.

Las búsquedas en chino de "Houston Rockets" y "Rockets2, en Taobao y Tmall, propiedad de Alibaba, y su rival JD.com, respectivamente, no arrojan resultados.

Asimismo, las declaraciones de Morey recibieron críticas del Consulado General de China en Houston (CBA) y de la Asociación China de Baloncesto. Es más, el CBA dijo que estaba suspendiendo la cooperación con el equipo. 

La asociación está presidida por Yao Ming, una estrella china de la NBA que anteriormente estuvo con los Rockets, a quien se le atribuye haber ayudado a la franquicia a aumentar su base de fanáticos en China. 

CBA también canceló cuatro juegos programados para el 19-20 de octubre en Suzhou, China, que incluyeron algunos partidos de los Rockets.