Lima. La empresa brasileña Odebrecht señaló este lunes que el acuerdo con el Ministerio Público peruano y la Procuraduría constituye "el marco más importante de un amplio y profundo proceso de colaboración" con las autoridades del Perú.

En un comunicado, señaló que dicho proceso inició hace exactamente dos años, y a través de él se reconoció responsabilidad, se ofreció disculpas a la sociedad y se dispuso reparar civilmente al Estado.

Desde entonces, indicó Odebrecht, la empresa pasó por un proceso de reestructuración e implementación de un sistema de conformidad de nivel mundial y viene demostrando con acciones concretas su compromiso por actuar de forma ética, íntegra y transparente. 

"El acuerdo firmado simboliza un nuevo momento, donde la justicia, empresas y organismos estatales cuentan con un modelo acorde a las buenas prácticas internacionales de colaboración y/o lenidad", subrayó.

De igual forma, remarcó que el acuerdo garantizará la seguridad jurídica de los trabajos de investigación realizados hasta la fecha, así como la continuidad de la atención al Ministerio Público y a la ciudadanía. 

Odebrecht reiteró su compromiso con el pago de la reparación civil en los términos acordados con la Procuraduría, sin que ello perjudique la responsabilidad asumida con el pago de sus impuestos, trabajadores, proveedores y acreedores vinculados a sus obras e inversiones en el país. 

La firma brasileña firmó un acuerdo con las autoridades de Perú que contempla el pago de una multa de reparación civil superior a los US$180 millones y la cooperación en investigaciones por pagos de sobornos para ganar contratos para obras de infraestructura.

El acuerdo permitirá a Odebrecht seguir operando en Perú a cambio de pruebas y testimonios de ejecutivos de la constructora contra funcionarios y políticos que habrían recibido sobornos desde inicios de la década pasada, las cuales serán usadas por los fiscales para impulsar sus investigaciones, publicó Reuters.