El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, ha insistido este martes en que podría haber más sanciones contra el Gobierno de Nicolás Maduro y sus colaboradores porque no le gusta "nada" lo que está pasando en Venezuela.

"Estamos observando Venezuela muy de cerca. Y no nos gusta, no nos gusta nada lo que está pasando", ha dicho en una rueda de prensa celebrada en Nueva Delhi en el marco de su visita oficial a India.

Trump ha considerado que "lo que está pasando en Venezuela es muy triste" porque "la gente está pasando hambre" cuando hace tan solo 50 años "era un país rico, muy rico, el más rico de América Latina". "Y ahora no tienen agua, no tienen comida, no tienen medicamentos", ha enfatizado.

Estados Unidos es el principal apoyo internacional de Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional --única institución que controla la oposición venezolana-- al que más de 50 países, entre ellos la potencia norteamericana, reconocen como "presidente encargado" del país.

Las últimas medidas punitivas de Estados Unidos en relación con Venezuela fueron dictadas el pasado 18 de febrero, cuando sancionó a la petrolera rusa Rosneft por hacer negocios con crudo venezolano.

Entonces, el enviado especial de Washington para la crisis venezolana, Elliott Abrams, avisó de que era solo un primer paso, avanzando más presión contra Maduro y sus socios para forzarles a celebrar "elecciones presidenciales libres".

Estados Unidos es el principal apoyo internacional de Juan Guaidó, presidente de la Asamblea Nacional --única institución que controla la oposición venezolana-- al que más de 50 países, entre ellos la potencia norteamericana, reconocen como "presidente encargado" del país.

Guaidó se proclamó "presidente encargado" el 23 de enero de 2019 para impedir que Maduro siguiera adelante con un segundo mandato de seis años por considerar que lo ganó en unas elecciones fraudulentas, las del 20 de mayo de 2018.